Coop57 é unha cooperativa de servizos financeiros éticos e solidarios que ten como obxectivo principal contribuír para a transformación social positiva da nosa economía e da nosa sociedade.

A súa función principal é o financiamento de proxectos de economía social e solidaria mediante a intermediación financeira. Isto significa recoller e captar o aforro da sociedade civil para o poder canalizar cara ao financiamento de entidades da economía social e solidaria que promovan o emprego; impulsen o cooperativismo, o asociacionismo e a solidariedade en xeral; e fomenten a sustentabilidade sobre a base de principios éticos e solidarios.

Coop57 é unha organización democrática e de base asemblearia formada por persoas e entidades do ámbito da economía social e solidaria. A entidade é propiedade de todos os seus socios e socias que se autoorganizan para a xestión da cooperativa.

En Coop57 non existe a figura do cliente senón que todas as persoas e entidades que se vinculan a ela fano desde a posición de socias da cooperativa.

Existen dous tipos de socios e socias:

Socias de servizos:

  • Son entidades da economía social e solidaria (cooperativas, asociacións, fundacións, empresas de inserción, ONG etc.).
  • Poden utilizar os servizos financeiros que se ofrecen e, polo tanto, recibir empréstitos de Coop57.
  • Ademais, poden achegar recursos económicos ao xeito de contribucións voluntarias ao capital social.

Socios e socias colaboradores:

  • Poden ser tanto persoas individuais como entidades.
  • Poden aforrar en Coop57 realizando achegas ao capital social da cooperativa.
  • Non poden recibir empréstitos de Coop57.

Tanto as entidades socias de servizos como os socios e socias colaboradores adquiren unha serie de dereitos dentro da cooperativa:

 

Dereitos políticos e de participación:

Os socios e socias de Coop57 poden participar, con voz e voto, nas asembleas e decidir as liñas de actuación de Coop57 e con que criterios éticos e sociais se actúa. Os votos pondéranse independentemente do capital achegado.

Dereitos económicos:

As achegas voluntarias de aforro están suxeitas a unha remuneración económica que a asemblea de socios e socias de Coop57 fixa anualmente mediante un proceso colectivo e democrático.

Dereito á información:

Todos os socios e socias reciben información periódica sobre todos os empréstitos que se conceden, o estado económico da cooperativa, a actividade social e outras informacións relevantes sobre as actividades da cooperativa.

En Coop57 poden aforrar todas as persoas ou entidades que crean nos principios de Coop57 e queiran ver os seus aforros vinculados ao financiamento de proxectos da economía social e solidaria.

Poden recibir financiamento por parte de Coop57 todas as entidades que pertenzan ao ámbito da economía social e solidaria que sexan socias de servizos de Coop57 e que proporcionen algún tipo de valor engadido ao seu contorno e ao conxunto da sociedade.

L'origen

Coop57 va iniciar la seva activitat a Catalunya a partir de la lluita dels treballadors de l'Editorial Bruguera per mantenir els seus llocs de treball. El 1986, enmig d'una forta crisi industrial de l'economia espanyola, la coneguda editorial Bruguera es va declarar inviable i va passar a les mans del Banc de Crèdit Industrial. Després d'intents fallits per reflotar l'empresa, reconvertir-la en cooperativa o buscar comprador, el banc va decidir liquidar l'empresa. A això es van acollir la majoria de les seves 775 treballadors que cansats del procés, van preferir liquidar els seus contractes. Aquest no va ser el cas de tots els treballadors, alguns dels quals van seguir, durant anys, una lluita judicial i, en últim terme, moral per aconseguir aquelles indemnitzacions que consideraven justes. Finalment, en 1995, aquest grup de treballadors va guanyar el judici pel qual portaven anys lluitant.

Bruguera en lucha!

Així, aquest grup d'antics treballadors va crear un fons amb part de les indemnitzacions que van rebre pel seu acomiadament per promoure projectes econòmics que perseguissin la creació de llocs de treball de qualitat, especialment aplicant models cooperatius.

Els inicis

Al 19 de juny de 1995, amb aquest fons, es va crear Coop57 sota la fórmula jurídica de cooperativa de serveis financers. En un inici, el seu desenvolupament va estar molt vinculat amb el cooperativisme de treball associat, però progressivament va ser ampliant la seva base social a altres tipus d'

entitats de l'economia social i solidària. Paral·lelament, també va ser creixent la seva base de socis i sòcies col·laboradors.

L'evolució fins a l'actualitat

A partir de 2005,  Coop57 va posar en pràctica un model de creixement en xarxa arran de l'interès que havia despertat aquest experiment en altres territoris. Aquell any, una xarxa d'entitats d'economia social i solidària d'Aragó i Coop57, conjuntament, van decidir compartir el projecte. La idea va ser aprofitar el model, l'estructura jurídica i l'estructura tècnica de Coop57, però aplicant un model que permetés que cada territori s'autogestionés. Això va donar lloc a la creació de Coop57 Aragó sobre la base d'un plantejament de desenvolupament en xarxa.

D'acord amb aquests principis, posteriorment es van constituir Coop57 Madrid (2006), Coop57 Andalusia (2008) i Coop57 Galiza (2009). En tots aquests casos, la clau de l'èxit en la constitució d'una secció territorial de Coop57 ha estat l'existència d'una xarxa d'economia social i solidària al propi territori capaç de gestionar-la.

Coop57 és una cooperativa de serveis financers i, com a tal, realitza activitat financera. Recull estalvi popular de la ciutadania per canalitzar-ho cap al finançament de projectes d'economia social i solidària que aportin un valor afegit al conjunt de la societat. Però tot i realitzar una activitat financera, l'objectiu de Coop57 no és econòmic sinó social.

Al servei de la transformació social

L'objectiu principal de Coop57 és la transformació social en positiu de la nostra economia i de la nostra societat. Coop57 s'entén a sí mateixa com una eina al servei dels seus socis i sòcies i al servei d'aquesta transformació social. Coop57, per si sola, no podrà transformar la societat. Els diners per si sols, tampoc podran transformar la societat. Seran les entitats, grups, col·lectius i persones que treballen per a aquesta transformació social les que podran incidir a modificar la realitat i millorar la situació del conjunt de la societat treballant per la creació d'ocupació estable i de qualitat, impulsant projectes que persegueixin la sostenibilitat i la sobirania alimentària i energètica, treballant para tota forma d'inclusió i reforçant tant la cultura com els espais de socialització, entre d’altres.

 

Busquem promoure fórmules econòmiques i de desenvolupament col·lectiu que ajudin a transformar la societat en positiu.

Busquem convertir l'estalvi recollit en crèdit transformador per ajudar, des del punt de vista financer, a que aquells projectes que aporten un valor afegit a la nostra societat puguin seguir desenvolupant la seva tasca.

ESTATUTOS PENDENTES DE TRADUCIR. DESCULPEN AS MOLESTIAS

Capítulo I BASES SOCIALES

Art. 1.- Denominación y régimen general.

COOP57, Sociedad Cooperativa Catalana de Responsabilidad Limitada, es una cooperativa de primer grado y de servicios constituida el 14 de julio de 1987, con la plena capacidad jurídica y de actuar que le confieren la ley y la voluntad de sus socios, y que se rige por la Ley de Cooperativas de Catalunya.

Art. 2.- Principios.

2.1 Son principios rectores de COOP 57 los principios cooperativos de la Declaración sobre la Identidad Cooperativa de la Alianza Cooperativa Internacional: adhesión voluntaria, gestión democrática, participación económica, autonomía e independencia, educación, formación e información, cooperación entre cooperativas e interés por la comunidad.

2.2 COOP 57 suscribe e impulsa la práctica de finanzas éticas y solidarias, basada en los principios de coherencia, implicación, compatibilidad, participación, solidaridad, cooperación, transparencia,  reflexión e innovación.

2.3 Son también principios cooperativos propios de Coop57 los siguientes:

a) Auto-organización de las cooperativas y de las demás entidades de economía social.

b) Estructura y gestión democráticas y asamblearias.

c) Independencia, tanto de los partidos como de los grupos de presión, agrupaciones empresariales o confesiones religiosas.

d) Potenciación del cooperativismo y de las entidades de economía social en el territorio de actuación de la Cooperativa y en otros países o territorios, con realidades más lejanas pero ideológicamente próximas, especialmente en los países empobrecidos.

e) Participación activa en cualquier otra entidad, pública o privada, que tenga como finalidad la ocupación efectiva, la formación y la promoción de los trabajadores.

f) Búsqueda de una alternativa a la difícil y discriminatoria situación en que se encuentran muchas cooperativas y demás entidades de economía social cuando se trata de buscar y obtener recursos económicos y de otro tipo, con el objetivo de posibilitar la realización de los expresados principios.

g) Apoyo de actitudes activas hacia la protección del medio ambiente, como expresión de solidaridad con futuras generaciones.

h) Respeto y fomento de las diversas realidades culturales y de sus formas de expresión.

Art. 3.- Objeto

3.1 El objeto social de la Cooperativa es la prestación de los servicios siguientes destinados a la mejora económica y técnica de las actividades de los socios:

a) Asesoramiento y apoyo técnico y financiero en las actividades económicas y/o profesionales de los socios.

b) Gestionar y facilitar la búsqueda y obtención de recursos financieros destinados a los socios.

c) Suscribir obligaciones y títulos participativos emitidos por cualquier clase de cooperativa.

d) La formación de los socios y trabajadores de la Cooperativa y de las entidades socias, en los principios y técnicas cooperativos, empresariales, económicos y profesionales.

e) La promoción de las relaciones intercooperativas y la difusión del cooperativismo.

f) La atención a objetivos de incidencia social y de lucha contra la exclusión social.

g) Participación en proyectos de finanzas éticas mediante la participación,  y colaboración con la promoción, estudio o creación de sistemas de finanzas éticas.

3.2 Las mencionadas actividades y servicios cooperativos podrán ser realizadas o prestados a terceros no socios, con los límites que establece la legislación vigente.

Art. 4.- Duración, ámbito de actuación y domicilio social

4.1 La Cooperativa se funda con una duración indefinida, mientras los socios, en la forma regulada para la modificación de los presentes estatutos, no decidan otra cosa.

4.2 El domicilio social se encuentra en Barcelona, calle Premià, número 15, bajos.

4.3 El Consejo Rector puede decidir el cambio de domicilio dentro el mismo término municipal. Cualquier otro cambio de domicilio debe ser aprobado por la Asamblea General, de conformidad con los requisitos necesarios para la modificación de los presentes estatutos.

4.4 El Consejo Rector podrá establecer otras sedes, delegaciones o sucursales.

4.5 El ámbito de actuación social es principalmente en Cataluña. También podrá prestar sus servicios a socios domiciliados o que realicen su actividad principal fuera de Cataluña

4.6. Para una mejor proximidad en la prestación de los servicios a los socios y con el fin de facilitar el ejercicio de sus derechos como socios cooperativistas  COOP 57 se estructura en secciones de carácter territorial.

Art. 5.- Responsabilidad

5.1 Los socios responden de las deudas sociales, en forma mancomunada y simple, de manera limitada a sus aportaciones al capital suscritas, tanto si son desembolsadas como si no lo son.

5.2 Del cumplimiento de las obligaciones derivadas de  la actividad cooperativizada específicamente llevada a cabo por las secciones, responden, en primer lugar, los socios pertenecientes a la sección correspondiente, con el régimen de responsabilidad regulado en el párrafo 5.1 anterior.

5.3 En caso de que la Cooperativa debiera hacer frente a responsabilidades contractuales o extracontractuales derivadas de la actuación de una sección, la Cooperativa podrá repetir contra los socios que integran la sección y exigirles el desembolso efectivo de las aportaciones comprometidas o de las garantías prestadas. Cuando se haga uso de esta posibilidad, se hará constar expresamente ante las terceras personas con las cuales la Cooperativa deba contratar.

ías prestadas. Cuando se haga uso de esta posibilidad, se hará constar expresamente ante las terceras personas con las cuales la Cooperativa deba contratar.

Capítulo II DE LOS SOCIOS

Art. 6.- Personas que pueden ser socios

6.1 Podrán ser socios de servicios de la Cooperativa las personas físicas o jurídicas que realicen una actividad económica dentro del marco de la economía social y solidaria, que compartan los principios de actuación de COOP 57 y que realicen su actividad de conformidad con estos principios, relacionados en el artículo 2 de los  Estatutos.

6.2 No podrán ser socios las organizaciones con finalidades políticas o que no puedan ser consideradas como entidades de economía social.

6.3 La Cooperativa podrá tener socios de trabajo, en un número que no podrá ser superior en el momento de la incorporación, a una tercera parte del total de socios de la Cooperativa.

6.4 Los socios de trabajo cumplirán con la regulación específica del Capítulo VI de estos Estatutos. En todo aquello que no sea previsto en estas, se les aplicará lo establecido para los socios de servicios.

6.5 Las personas que deseen ser admitidas como socios deberán solicitarlo al Consejo Rector mediante escrito del interesado o, en su caso, de su representante legal, en el cual aceptarán expresamente estos Estatutos y los Reglamentos Internos de la Cooperativa.

6.6 Un vez aprobada  la admisión por el Consejo Rector, esta no será efectiva hasta que el socio admitido no haga efectiva íntegramente su aportación obligatoria al capital social.

Art. 7.- Socios colaboradores

7.1 La cooperativa podrá tener socios colaboradores, que podrán ser personas físicas o jurídicas, quienes, sin realizar directamente la actividad cooperativizada principal, colaborarán en la consecución del objeto social de la Cooperativa.

7.2 El socio colaborador no podrá darse de baja voluntaria de la Cooperativa antes de que haya transcurrido el plazo mínimo de un año, desde su admisión como socio colaborador.

7.3 Para adquirir la condición de socio o socia colaborador, debe solicitarse por escrito al Consejo Rector, quien resolverá sobre la admisión del socio o socia colaborador, dentro de un plazo no superior a treinta días hábiles, a contar desde la fecha de recepción de la solicitud.

7.4 El Consejo Rector, cumpliendo los acuerdos que haya adoptado la Asamblea General al respecto, establecerá la cantidad de la aportación obligatoria del socio colaborador, las condiciones de su desembolso, el tipo de interés que le corresponda como retribución por la aportación al capital, la ponderación de voto que le corresponda dentro el límite previsto por la Ley y las características de las otras posibles formas de colaboración que se hayan propuesto. Las aportaciones al capital de los socios colaboradores se contabilizarán separadamente de las de los socios trabajadores.

7.5 Los socios colaboradores tendrán derecho de asistir a las reuniones de la Asamblea, con voz y con derecho de voto, de acuerdo con la ponderación de voto correspondiente acordada por el Consejo Rector y con la limitación de que el conjunto de votos de los socios colaboradores no podrá superar, en caso alguno, el veinticinco por ciento de la totalidad de los votos sociales.

Art. 8.- Baja voluntaria del socio

8.1 Cualquier socio puede causar baja voluntariamente de la Cooperativa, mediante preaviso por escrito dirigido al Consejo Rector, con una antelación mínima de un mes. La inobservancia del preaviso implicará que la baja sea considerada como no justificada, excepto que por acuerdo de la Asamblea General y, atendidas las circunstancias del caso, se considere la baja como justificada.

8.2 La baja, en todo caso, sólo tendrá efectos al final del ejercicio económico.

Art.9.- Baja voluntaria justificada y no justificada

9.1 Se considerará la baja justificada:

a) En caso de disconformidad con el acuerdo de la Asamblea General, decidiendo la fusión o escisión de la Cooperativa, se deberá solicitar la baja por escrito al Presidente del Consejo Rector dentro los treinta días siguientes a la adopción del acuerdo de fusión o escisión.

b) Si la Asamblea adopta acuerdos que aumentan las aportaciones obligatorias del socio, de acuerdo con lo previsto por la Ley.

c) Cuando solicite la baja dentro los plazos de preaviso y permanencia en la Cooperativa regulados en el apartado primero del anterior artículo, siempre que la persona o entidad socia que causa baja no esté afectada por un expediente disciplinario en curso de resolución o, ya resuelto y en fase de ejecución.

d) La baja de los socios disconformes con el acuerdo de transformación de las aportaciones con derecho a reembolso en caso de baja en aportaciones cuyo reembolso pueda ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector, o la transformación inversa. Estos socios disconformes deberán haber votado en contra, haciendo constar expresamente en el acta su oposición. También se considerará como justificada la baja de los socios que no habiendo asistido, por causa justificada, a la Asamblea General pidan la baja por escrito dirigido al Consejo rector, en el plazo de un mes después del mencionado acuerdo de transformación.

9.2 La decisión del Consejo Rector sobre la calificación y efectos de la baja voluntaria de una persona o entidad asociada podrá ser recurrida, dentro de los treinta días siguientes a su notificación, ante la Asamblea General.

9.3 Todos los otros casos de baja de los socios que no figuran en el apartado primero de este artículo, se considerarán como baja no justificada.

Art.10.- Baja Forzosa

10.1 Es causa de baja forzosa la pérdida de los requisitos establecidos por la Ley o los presentes Estatutos para ser socio de la Cooperativa.

10.2 La baja forzosa será acordada, previa audiencia de la persona o entidad socia, ante el Consejo Rector, de oficio, a petición de cualquier persona o entidad socia o  a petición de la misma persona o entidad que haya perdido las condiciones por continuar siendo socia.

10.3 Los efectos económicos de la baja serán los mismos que los de la baja voluntaria justificada, excepto cuando la pérdida de aquellos requisitos obedezca a un deliberado propósito del socio para rehuir responsabilidades o beneficiarse indebidamente. En este caso, la consecuencia económica de la baja será, para el socio, la que corresponda a la expulsión, sin perjuicio de las otras acciones que se puedan derivar.

Art. 11.- Consecuencias económicas de la baja

11.1 En todos los casos de pérdida de la condición de socio, este o sus derechohabientes están facultados para exigir el reembolso de su aportación al capital social, sin perjuicio de lo que dispone el artículo 49.2 en relación a las aportaciones cuyo reembolso pueda ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector.

Sobre la base de los resultados del ejercicio económico en el que se produzca la baja del socio y de la imputación de resultados que le sea atribuible, debe procederse, en el plazo de un mes a contar desde la aprobación de las cuentas anuales correspondientes al ejercicio mencionado, a fijar el importe definitivo del reembolso de sus aportaciones al capital social. El Consejo Rector puede fijar provisionalmente este importe antes de la aprobación de las cuentas y, si procede, en el caso de las aportaciones reembolsables, puede autorizar que se haga un reembolso a cuenta del definitivo.

11.2 Del importe de las aportaciones obligatorias tras realizar, si es necesario, las deducciones a qué se refiere el párrafo anterior, se efectuarán las siguientes deducciones:

a) En el caso de baja justificada no habrá deducción alguna.

b) En el caso de baja voluntaria no justificada, el Consejo Rector, valorando las razones de la separación del socio, podrá aplicar una deducción de hasta el 20%.

c) En el caso de baja por expulsión, el Consejo Rector, valorando las razones de la sanción, podrá aplicar una deducción de hasta el 30%.

Art.12.- Derechos de los socios

Los socios tienen derecho a:

a) Participar en la realización del objeto social de la Cooperativa, sin ningún tipo de discriminación, en virtud de las normas estatutariamente establecidas.

b) Elegir y ser elegidos para los cargos de los órganos de la Cooperativa

c) Participar, con voz y voto, en la adopción de todos los acuerdos de la Asamblea General, en los de la  Asamblea de la sección a la que pertenezcan, y en los de los otros órganos de los cuales formen parte.

d) Solicitar información sobre las cuestiones que afecten sus intereses económicos y sociales en los términos que establecen los presentes estatutos.

e) Percibir el reembolso de su aportación actualizada en el caso de baja o de liquidación o transformación de la cooperativa según lo que dispone el artículo 11.1, que no se debe ver afectado por una suspensión temporal de los derechos a causa de un expediente sancionador; sin perjuicio de lo que dispone el artículo 49.2 con relación a las aportaciones cuyo reembolso pueda ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector.

f) Percibir el reembolso de su aportación actualizada en el caso de baja o de liquidación o transformación de la Cooperativa.

g) Participar en los excedentes, si los hay, de acuerdo con aquello establecido en los presentes estatutos.

h) Aquellas otras que resulten de las normas legales y estatutarias, así como los acuerdos válidamente adoptados por los órganos de la Cooperativa.

Art.13.- Derecho de información

13.1  El ejercicio de los derechos del socio y el desempeño de sus obligaciones se fundamentarán en el mayor conocimiento posible del funcionamiento y gestión de la Cooperativa. A estos efectos la Cooperativa procurará medios de información asequibles y claros a todos los socios.

13.2 Para ejercer y garantizar el efectivo derecho de información, los socios dispondrán de los medios que establece la Ley de Cooperativas de Cataluña.

13.3 El Consejo Rector entregará a cada socio, al admitirle, una copia de los Estatutos y, si los hay, del o de los reglamentos de régimen interno, y notificará igualmente a cada socio las modificaciones que se produzcan y los acuerdos de los órganos de gobierno que los afecten.

13.4 Cualquier socio tiene derecho, en cualquier momento, a:

a) Solicitar el estado de su situación económica como socio de la Cooperativa, que le debe ser facilitada en el plazo de un mes.

b) Examinar el Libro de Registro de Socios y el Libro de Actas de la Asamblea General y del Consejo Rector para actas que contengan acuerdos que les afecten particularmente.

c) Recibir cualquier información o aclaración sobre la marcha de la sociedad Cooperativa y sobre sus propios derechos económicos y sociales que solicite por escrito al Consejo Rector, que responderá en el plazo de quince días, desde la presentación del escrito. Si el socio estima que la respuesta que se le ha dado no es correcta, puede reiterar por escrito la solicitud, que en este caso será contestada públicamente por el Consejo Rector en la primera Asamblea General que se celebre.

13.5 El 10% de los socios, o un mínimo de 100, si la Cooperativa llega a tener más de 1.000, pueden solicitar por escrito al Consejo Rector la información que consideren necesaria sobre la marcha de la Cooperativa y aquel debe responder por escrito en el plazo de un mes. Si los socios peticionarios consideran que la respuesta es insuficiente, pueden reiterar por escrito la solicitud, que en este caso será contestada públicamente por el Consejo Rector durante la primera Asamblea General que se celebre.

13.6 Desde el día de la convocatoria de la Asamblea General en la que se deba deliberar y adoptar acuerdos sobre las cuentas del ejercicio económico, los socios podrán examinar en el domicilio social:

a) El balance.

b) La cuenta de pérdidas y ganancias.

c) La memoria explicativa del ejercicio anterior.

d) El plan de trabajo y el presupuesto del nuevo ejercicio.

e) La propuesta de distribución de los excedentes o de los beneficios extracooperativos o de imputación de las pérdidas.

f)  El informe de los interventores, y si es el caso, de los auditores.

13.6 Los socios pueden pedir por escrito al Consejo Rector, hasta cinco días antes de la Asamblea, las aclaraciones que precisen sobre cualquier punto de la mencionada documentación; en este caso el Consejo Rector dará la correspondiente explicación durante el acto de celebración de la Asamblea.

13.7 El derecho de los socios regulado en el apartado seis es igualmente de aplicación en el caso de las asambleas extraordinarias en que se deba deliberar y adoptar acuerdos sobre cualquier asunto de naturaleza económica, en relación con la documentación básica que recoja la cuestión económica.

Art.14.- Obligaciones de los socios

14.1 Los socios están obligados a:

a) Realizar las aportaciones comprometidas.

b) Colaborar plenamente en el logro de los objetivos de la Cooperativa.

c) Participar en las actividades y servicios cooperativos en los términos establecidos en los Estatutos y el Reglamento Interno y/o en los derivados de los acuerdos válidos de los diferentes órganos de la Cooperativa.

d) Guardar secreto sobre aquellos asuntos y datos de la Cooperativa, la divulgación de los cuales pueda perjudicar los intereses sociales.

e) Asistir a las reuniones de las asambleas generales y de otros órganos dónde sean convocados.

f) Aceptar los cargos sociales, salvo que tengan causa justificada, apreciada por la Asamblea General, para no hacerlo.

g) Cumplir los acuerdos válidamente adoptados por los órganos de gobierno.

h) Facilitar la prestación adecuada de los servicios cooperativos mediante una permanente actitud de transparencia y buena fe.

i) Participar en las actividades de formación e intercooperación.

j) Hacer el desembolso del capital social, y en caso de que existan, de las cuotas aprobadas por la asamblea.

k) Y, en general, cumplir con todos los deberes que resulten de la Ley, los Estatutos y el Reglamento de Régimen Interno.

14.2 Sin perjuicio de otro tipo de responsabilidades que les sean imputables, los socios responden ante la Cooperativa con su patrimonio, presente o futuro, en caso de incumplimiento o cumplimiento defectuoso de sus obligaciones sociales.

Capítulo III RÉGIMEN DISCIPLINARIO

Art. 15.- Procedimiento

15.1 Delante de cualquier comportamiento de un socio o socia que pueda considerarse sancionable, de acuerdo con los presentes estatutos o el reglamento interno aplicable, el Consejo Rector instruirá un expediente sancionador.

15.2 Cuando así lo considere oportuno, de acuerdo con la complejidad o relevancia de los hechos y, en todo caso, cuando se incoe expediente por falta muy grave, el Consejo Rector designará un instructor, que podrá ser un socio o socia o un tercero, ajeno al Consejo Rector, independiente y que cumpla los requisitos de honorabilidad y calificación adecuados a su función.

15.3 El expediente se iniciará con un pliego de cargos que el Consejo Rector comunicará, por escrito, al afectado. El socio inculpado, podrá presentar alegaciones y proponer pruebas en su descargo, mediante escrito dirigido al Consejo Rector, dentro del plazo de diez días a contar desde la fecha de recepción de la notificación. Transcurrido este plazo, se entenderá practicado el trámite de audiencia.

15.4  El instructor, si ha sido nombrado o, en caso contrario, directamente el Consejo Rector, acordará aquello que sea procedente sobre la admisión y práctica de las pruebas propuestas. A continuación, si ha sido nombrado, el instructor presentará al Consejo Rector, por escrito, una propuesta de sanción motivada, preceptiva y no vinculante, acompañando las alegaciones y el resultado de las pruebas practicadas, dentro del plazo de los quince días hábiles siguientes a la expiración del plazo fijado por presentar alegaciones.

15.5 La facultad sancionadora es competencia indelegable del Consejo Rector, que resolverá y notificará  el acuerdo al interesado, dentro los quince días hábiles siguientes a la recepción del informe del instructor o, si no se ha nombrado, dentro los quince días hábiles siguientes a la expiración del plazo fijado para presentar alegaciones.

15.6 Se puede recurrir contra las sanciones ante la Asamblea General, en el plazo de un mes, a contar desde la fecha de la notificación de la sanción.

15.7 El recurso ante la Asamblea General será incluido como primer punto del orden del día de la primera reunión que se celebre y será resuelto, previa audiencia del interesado, mediante votación secreta. El plazo máximo para que la Asamblea General resuelva el recurso es de seis meses a contar desde la fecha de su interposición.

15.8 Las sanciones son ejecutivas desde la fecha de la ratificación del acuerdo del Consejo Rector por parte de la Asamblea General o, en todo caso, al expirar el plazo para presentar recurso.

Art. 16.- Faltas

Las faltas cometidas por los socios, atendida su importancia, trascendencia e intencionalidad, se clasificarán como muy graves, graves y leves.

Art.17.- Faltas muy graves

Son faltas muy graves:

a)  El uso por parte de un socio de los capitales comunes o de la firma social para negocios por cuenta propia.

b) Incumplir las obligaciones sociales, en perjuicio de la Cooperativa o de algún socio. En particular se producirá esta infracción en el caso del socio en morosidad en el desembolso de su aportación, si transcurren treinta días desde que haya sido requerido por la Cooperativa, sin que haya realizado el mencionado desembolso.

c) Realizar actuaciones nocivas para la Cooperativa, con manifiesto perjuicio de esta o de algún socio.

d) Violar secretos de la Cooperativa con perjuicio de esta.

e) Faltas de asistencia reiteradas de un miembro del Consejo Rector a los actos sociales a los cuales sea convocado.

f)  La usurpación de funciones o abuso de confianza.

g) Las operaciones de competencia, el fraude en las operaciones y la ocultación de datos relevantes.

h)  El abuso malicioso o el uso fraudulento de los servicios de la Cooperativa.

i) La falsificación de documentos, firmas, sellos o análogos, relevantes para la relación de la Cooperativa con sus socios o con terceros.

j) La reiteración en la comisión de faltas graves, por las que haya sido sancionado el socio en los tres años anteriores.

Art.18.- Faltas graves

Son faltas graves:

a) La no asistencia injustificada a las Asambleas Generales debidamente convocadas.

b) La violación de secretos de la Cooperativa, cuando no pueda considerarse falta muy grave en base al apartado 4 del artículo anterior.

c)  El incumplimiento de las obligaciones económicas con la Cooperativa y, en particular, la morosidad en el desembolso de aportaciones.

d)  El incumplimiento de los preceptos estatutarios o realizar una actividad o dejar de hacerla, cuando esta actuación no sea constitutiva de falta muy grave, por no haber perjuicio o malicia.

e) Aquellos comportamientos que, de alguna manera, alteren el buen clima que debe presidir la relación entre los socios y otras personas vinculadas con la Cooperativa.

f) La reiteración en la comisión de faltas leves, por las cuales haya sido sancionado el socio en los tres años anteriores.

h) En referencia específica a los socios de trabajo, la no asistencia o abandono del puesto de trabajo sin justificación o, en general, la no realización de las tareas asumidas, o la impuntualidad reiterada, cuando estas infracciones no sean constitutivas de falta muy grave.

Art. 19.- Faltas leves

Se considerarán faltas leves:

a) La primera falta de asistencia no justificada a las sesiones de la Asamblea General a las que el socio haya sido convocado en la debida forma.

b) El retraso en el pago de las obligaciones económicas con la Cooperativa.

c) Cuántas otras acciones se opongan levemente a la letra y el espíritu de los Estatutos.

d) Referido a los socios de trabajo, las faltas poco importantes en el desempeño de tareas.

Art. 20.- Sanciones

Las sanciones que a continuación se relacionan se aplicarán, en su caso, sin perjuicio de las acciones civiles o penales que correspondan.

20.1 Por faltas leves:

Amonestación verbal o por escrito y/o multa de hasta 150,25.-€. Para los socios de trabajo, la sanción económica consistirá en un descuento de anticipos laborales de dos días como máximo.

20.2 Por faltas graves:

a) Suspensión del derecho de voto en la Asamblea de la sección a la que pertenezca, y/o del derecho a ostentar cargos en los órganos sociales, y/o del derecho a beneficiarse de los servicios de la Cooperativa, para los supuestos en que el socio no esté al corriente de sus obligaciones económicas o no participe con la cantidad mínima obligatoria fijada por los estatutos.

b) Multa de hasta 1.202,02.-€. Para los socios de trabajo la sanción económica consistirá en un descuento de anticipos laborales de veinte días como máximo.

20.3 Por faltas muy graves: Expulsión de la Cooperativa.

CAPÍTULO IV REPRESENTACIÓN Y GESTIÓN DE LA COOPERATIVA

Art. 21.- Órganos de la Cooperativa

21.1 Los órganos de la Cooperativa son:

a)     Asamblea General.

b)    Consejo Rector.

c)     Asambleas de las secciones territoriales.

d)    Consejos de sección de las secciones territoriales.

e)     Consejo asesor.

f)     Intervención de cuentas.

g)    Comisiones técnicas.

h)     Comisiones sociales.

21.2 La Cooperativa se organiza en secciones territoriales. Cada sección tiene una asamblea de sección y un Consejo de Sección.

 

CAPÍTULO IV.1 La Asamblea General

Art. 22.- La Asamblea General

La Asamblea General es una asamblea de segundo grado: Se constituye con los delegados elegidos por las Asambleas de las secciones territoriales y por el Consejo Rector. Es el órgano de expresión de la voluntad social en todos los aspectos. Sus acuerdos son obligatorios para los otros órganos y todos los socios, sin perjuicio del respeto a la Ley y a los estatutos, así como, de las facultades de impugnación o recursos establecidos legalmente.

Art. 23.- Competencias de la Asamblea General

23.1 La Asamblea General puede debatir y decidir cualquier materia de la Cooperativa que no haya sido expresamente atribuida a otro órgano social. En todo caso, su acuerdo es necesario en los siguientes casos:

a) Nombramiento y revocación de los miembros del Consejo Rector, de los miembros de la intervención de cuentas, de los auditores, de los liquidadores y también, cuando corresponda, el establecimiento de las bases de determinación de la cuantía de las retribuciones de estos.

b) Ratificación del nombramiento del gerente o director de la Cooperativa, propuesto por el Consejo Rector.

c) Censura de la gestión social, aprobación de las cuentas anuales y distribución de los excedentes.

d) Aprobación del plan de trabajo global de la Cooperativa y de su presupuesto, con el plan de trabajo y el presupuesto de cada sección. El plan de trabajo anual incluirá la definición de los servicios a prestar por la Cooperativa y los porcentajes de recursos propios a destinar a cada línea de servicios, a prestar por cada sección y por la Cooperativa en su conjunto, así como, los límites en la disponibilidad de dichos recursos.

e) La transformación obligatoria de las aportaciones con derecho de reembolso en caso de baja en aportaciones cuyo reembolso pueda ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector, o la transformación inversa, la aprobación de nuevas aportaciones obligatorias al capital social; la admisión de aportaciones de los socios colaboradores; la actualización del valor de las aportaciones al capital social; la fijación de las aportaciones de los nuevos socios, el establecimiento de cuotas de ingreso o periódicas, y también el tipo o la base de determinación del interés que se debe abonar por las aportaciones al capital social.

e) Acuerdo de nuevas aportaciones obligatorias al capital social, admisión de aportaciones voluntarias y actualización de las aportaciones.

f) Admisión de la financiación voluntaria de los socios.

g) Emisión de obligaciones, títulos participativos u otras formas de financiación mediante emisiones de valores negociables.

h) Creación y disolución de secciones territoriales, así como, la aprobación de las normas de funcionamiento interno de las secciones.

i) Modificación de los estatutos sociales.

j) Fusión, escisión y disolución de la Cooperativa.

k) Alienación o cesión, por cualquier título, de bienes, derechos o actividades la desaparición de los cuales impida la realización de  el objeto social.

l) Creación de cooperativas de segundo o ulterior grado o de crédito o adhesión a las mismas.

m) Ejercicio de  la acción de responsabilidad de los miembros del Consejo Rector y de los interventores y liquidadores.

n) Aprobación de los criterios técnicos y sociales relativos a la prestación de los servicios a los socios, así como, aprobar, también, los criterios de valoración a aplicar por la/s comisión/es técnica/s y la/s comisión/es social/es.

o) Todos los demás casos en los que así lo exijan la Ley o los presentes Estatutos.

23.2 Las competencias que correspondan a la Asamblea General y sobre las cuales preceptivamente deba pronunciarse son indelegables.

Art. 24.- Forma de convocatoria de las Asambleas Generales  y Asamblea Universal

24.1 La Asamblea General será convocada por el Consejo Rector, especificando el orden del día, mediante anuncio en el domicilio social, anuncio en la sede de las secciones territoriales y, además, a través de escrito dirigido individualmente a cada socio. Se efectuará la notificación con una antelación mínima de quince días naturales previos a la fecha prevista de celebración. Antes de la celebración de toda Asamblea General se celebrarán las Asambleas de las secciones territoriales, con el mismo orden del día, que serán convocadas por el Consejo Rector, con la misma antelación mínima de quince días naturales, también mediante anuncio en el domicilio social, anuncio en la sede de las secciones territoriales y escrito dirigido individualmente a cada uno de los socios. Para cursar las convocatorias de las Asambleas se podrán emplear medios telemáticos.

24.2 Se reunirá en el domicilio social o en el que se designe en la convocatoria, con carácter ordinario dentro los seis meses posteriores al cierre del ejercicio económico anual para aprobar la documentación contable, la memoria y las distribuciones de excedentes o, en su caso, de pérdidas.

24.3 El Consejo Rector a iniciativa propia podrá convocar reuniones extraordinarias de la Asamblea General. También podrán pedir la convocatoria de una Asamblea General la Intervención de cuentas, el auditor de gestión interna o un grupo de socios que tenga como mínimo el diez por ciento de los votos sociales. En este caso el Consejo Rector respetará en todos los puntos el orden del día propuesto por los convocantes y deberá convocar la Asamblea antes de transcurrido un mes desde la fecha de recepción de la solicitud de convocatoria.

24.4 La Asamblea se entenderá válidamente constituida, con carácter de universal, cuando estando presentes o representados todos los socios, ninguno de ellos se oponga a celebrarla.

Art.25.- Constitución, representación y quórum

25.1 La Asamblea deberá reunirse en el domicilio social o en el lugar previsto por el escrito de convocatoria, y será presidida por el presidente del Consejo Rector, actuando como secretario de la misma el del Consejo.

25.2 En primera convocatoria se entenderá constituida válidamente la Asamblea si los delegados asistentes representan más de la mitad de los votos sociales. En segunda convocatoria, media hora más tarde, será válida la convocatoria, sea cual sea el número de delegados asistentes y el número de votos sociales representados.

25.3 Los delegados no podrán delegar su asistencia a la Asamblea General en otro delegado. En caso de imposibilidad justificada sobrevenida de asistir a la Asamblea General, lo comunicarán al consejo de la sección a la que pertenezcan y serán sustituidos en la Asamblea General por el socio de la sección que el Consejo de Sección designe al efecto, de entre los que hayan asistido a la Asamblea de la sección preparatoria de la Asamblea General.

Art.26 Adopción de acuerdos

26.1 La Asamblea General adoptará los acuerdos por mayoría simple del número de los votos sociales presentes, excepto en los casos en que legal o estatutariamente se establezcan mayorías reforzadas.

26.2 A cada delegado de los socios de servicios le corresponderá un voto. A cada delegado de los socios colaboradores le corresponderá un voto, con la limitación siguiente: los votos de los delegados de los socios colaboradores no podrán superar el veinticinco por ciento de los votos totales de la Asamblea General. A cada delegado de los socios de trabajo le corresponderá un voto, con el límite de no superar el cinco por ciento de los votos totales de la Asamblea General.

26.3 Los acuerdos que hacen referencia a la fusión, la escisión, la transformación, la disolución, la emisión de obligaciones y los títulos participativos, o la exigencia de nuevas aportaciones obligatorias al capital social y, en general, cualquier acuerdo que implique una modificación de los estatutos sociales, requieren, como mínimo, el voto favorable de las dos terceras partes del número de votos sociales asistentes.

26.4 La transformación obligatoria de las aportaciones con derecho de reembolso en caso de baja en aportaciones cuyo reembolso pueda ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector, o la transformación inversa, también requieren, como mínimo, el voto favorable de las dos terceras partes del número de votos sociales de los asistentes. Sin embargo, los socios o socias disconformes con el acuerdo de transformación que hayan votado en contra y hayan hecho constar expresamente en acta que se oponen, y también los socios o las socias que, por causa justificada, no hayan asistido a la Asamblea General, tienen derecho a obtener, si la piden, mediante escrito dirigido al Consejo Rector, en el plazo de un mes después del mencionado acuerdo de transformación, la baja por esta causa, que es calificada de baja justificada.

26.5 La acción de responsabilidad contra los miembros del Consejo Rector y la revocación de algún cargo social, requieren la votación secreta y la mayoría favorable de la mitad más uno de los votos sociales asistentes, si constaba en el orden del día de la convocatoria, o la mayoría de la mitad más uno de la totalidad de los votos sociales, si no constaba en el orden del día.

26.6 En los supuestos de acuerdos sobre expedientes sancionadores, de ratificación de las sanciones que hayan sido objeto de recurso, y del ejercicio de la acción de responsabilidad o cese de miembros de órganos sociales, las personas afectadas por estas decisiones deberán abstenerse de votar en la sesión del órgano al cual pertenecen, que deba tomar la decisión correspondiente, si bien se debe tener en cuenta su asistencia para determinar la mayoría exigida para tomar el acuerdo, el cual debe adoptarse con el voto favorable de la mitad más uno de los votos sociales asistentes.

26.7 Serán nulos los acuerdos adoptados sobre temas que no figuren en el orden del día, salvo los relativos a la convocatoria de una nueva Asamblea General, la censura de cuentas por los miembros de la Cooperativa o por una persona externa, el ejercicio de la acción de responsabilidad contra los miembros del Consejo Rector o a la revocación de algún cargo social.

Art. 27.- Acta

27.1 El acta de la sesión, firmada por la presidencia y la secretaría, ha de expresar el lugar y la fecha de las deliberaciones, la lista de asistentes, si es en primera o en segunda convocatoria, un resumen de los asuntos tratados, las intervenciones que se haya pedido que consten en acta, los acuerdos adoptados y los resultados de las votaciones.

27.2 El acta de la Asamblea General puede ser aprobada por la misma asamblea a continuación de haberse hecho esta o, en otro caso, dentro del plazo de quince días hábiles, por la presidencia y la secretaría y por dos socios interventores de acta designados por la Asamblea. El acta aprobada se incorporará al libro de actas firmada por el secretario y el presidente. Si no hay unanimidad en la elección de los interventores de acta, los socios discordantes que lleguen al diez por ciento de los votos sociales elegirán uno de los interventores.

27.3 Cualquier socio o socia puede solicitar certificación de los acuerdos adoptados y el Consejo Rector se la debe dar, dentro un plazo no superior a quince días, a contar desde la fecha de recepción de la solicitud.

Art. 28.- Impugnación de los acuerdos sociales

28.1 Los acuerdos de la Asamblea General que sean contrarios a la Ley, se opongan a los estatutos o lesionen, en beneficio de un o de varios socios, colaboradores o terceros, los intereses de la Cooperativa pueden ser impugnados según las normas y dentro de los plazos que establece la Ley. La impugnación de un acuerdo social no es procedente si se ha dejado sin efecto o ha sido sustituido válidamente por otro.

28.2 Los acuerdos que sean contrarios a la Ley son nulos; los otros acuerdos a que se refiere el apartado anterior son anulables. La sentencia que resuelve la acción de impugnación de un acuerdo social produce efectos ante todos los socios, pero no afecta los derechos adquiridos de buena fe por terceros a consecuencia del acuerdo impugnado, y conlleva, en su caso, la cancelación de la inscripción del acuerdo en el Registro de cooperativas.

28.3 Están legitimados para ejercer las acciones de impugnación de los acuerdos nulos o anulables los delegados asistentes a la Asamblea que hayan hecho constar en acta su oposición al hecho que esta se celebrara o hayan votado en contra del acuerdo adoptado; los delegados que hayan sido ilegítimamente privados del derecho de emitir su voto, cualquier socio, incluidos los de trabajo y los colaboradores, asistentes a la Asamblea de la sección que haya hecho constar en acta su oposición al acuerdo, cualquier socio que haya estado ausente de la Asamblea de la sección o que haya sido ilegítimamente privado del derecho de emitir el voto en la Asamblea de la sección y las terceras personas que acrediten un interés legítimo. Para ejercer las acciones de impugnación de los acuerdos nulos están legitimados, también, los delegados que hayan votado a favor del acuerdo o se hayan abstenido a la Asamblea General y todos los socios, incluidos los de trabajo y los colaboradores, en la misma situación en la Asamblea de su sección. Los miembros del Consejo Rector y la intervención de cuentas tienen la obligación de ejercer las acciones de impugnación contra los acuerdos sociales que sean contrarios a la Ley o se opongan a los Estatutos de la Cooperativa.

28.4 Las acciones de impugnación de los acuerdos nulos caducan en el plazo de un año y las de impugnación de los acuerdos anulables al cabo de cuarenta días, a contar de la fecha del acuerdo o, en todo caso, desde la fecha de la inscripción en el Registro de Cooperativas, en caso de que esta sea obligatoria.

28.5 La interposición ante los órganos sociales de los recursos anteriores interrumpe los plazos de prescripción y de caducidad de las acciones.

28.6 Los acuerdos de las Asambleas de las secciones pueden ser impugnados en los mismos términos que los previstos legalmente y en los presentes Estatutos para la impugnación de los acuerdos de la Asamblea General.

 

CAPÍTULO IV.2 El Consejo Rector 

Art. 29.- El Consejo Rector.

El Consejo Rector es el órgano social de representación y gobierno de la Cooperativa, y ejerce la gestión social y la dirección de acuerdo con los mandatos y las directrices de la Asamblea General, con las facultades que definen los presentes Estatutos y la legislación vigente.

Art. 30.- Composición del Consejo Rector

30.1 El Consejo Rector tendrá tres miembros como mínimo, ampliable hasta treinta y un miembros, por decisión expresa de la Asamblea General, en función del número de socios de servicios, de trabajo y colaboradores, así como, en función del número de secciones territoriales existentes en la Cooperativa.

30.2 Los cargos del Consejo Rector son los de presidente, dos vicepresidentes, secretario, tesorero, y, en su caso, vocales. La distribución de los cargos entre los miembros del Consejo Rector será acordada por la Asamblea General que elija o renueve el Consejo Rector.

30.3 Cada sección territorial tendrá un representante en el Consejo Rector por cada  veinticinco (25) socios de servicios con un mínimo de dos representantes por sección y un máximo de  quince (15) representantes por sección, con independencia del número de socios que haya alcanzado la sección.

30.4 Siempre que en el conjunto de la Cooperativa, y con independencia a la sección a la que pertenezcan, haya más de ciento cincuenta socios colaboradores, estos tendrán un representante en el Consejo Rector. Si hay más de trescientos socios colaboradores tendrán dos representantes en el Consejo Rector. Los socios colaboradores miembros del Consejo Rector serán elegidos a propuesta de las secciones territoriales que tengan más de cien socios colaboradores.

30.5 Los socios y socias de trabajo tendrán un representante en el Consejo Rector cuando la Cooperativa tenga, como mínimo, diez socios de trabajo.

30.6 Las Asambleas de las secciones territoriales propondrán a la Asamblea General los candidatos miembros de su sección para ser miembros del Consejo Rector, según la composición descrita en el presente artículo, mediante escrito dirigido al Consejo Rector y de conformidad con el procedimiento previsto en estos Estatutos.

30.7 A efectos de cómputo de representantes en el Consejo Rector el número de socios se fijará a partir del censo de socios de servicios, socios colaboradores y socios de trabajo vigente a 31 de diciembre del año inmediatamente anterior.

Art. 31.- Duración, renovación y gratuidad del cargo de Consejero.

31.1 Los cargos del Consejo Rector tendrán una duración de cuatro años, con posibilidad de reelección ilimitada.

31.2 La renovación parcial de los cargos del Consejo Rector se realizará por mitades cada dos años, sin que coincidan la presidencia y la secretaría en la misma renovación y empezando, en a la primera renovación parcial, por la secretaría, junto con la mitad de los miembros del Consejo Rector por sorteo.

31.3 El ejercicio del cargo de Consejero no da derecho a retribución. Aun así, los gastos y perjuicios que ocasione el ejercicio del cargo se compensarán por la Cooperativa en los términos que establezca la Asamblea General.

31.4 Aunque haya fenecido el periodo para el que van ser elegidos, los miembros del Consejo Rector continúan ejerciendo el cargo provisionalmente hasta que la Asamblea General apruebe su renovación.

31.5 Si se produce alguna vacante, la Asamblea General, a propuesta de la Asamblea de sección a la que pertenezca el socio vacante, elegirá la persona o personas que las hayan de cubrir. Aun así, el periodo de cuatro años establecido para la renovación del Consejo Rector, será aplicable para la totalidad de sus miembros y contará desde la fecha de  la elección del miembro del Consejo Rector que se sustituye.

Art. 32.- Elección y revocación

32.1 La elección de los miembros del Consejo Rector corresponde a la Asamblea General ordinaria o extraordinaria. Solo podrán ser elegidos los socios que formen parte de los Consejos de Sección de las secciones territoriales.

32.2 Des del momento de la convocatoria de las Asambleas de las secciones y hasta cinco días antes de la celebración de la Asamblea General, se podrán presentar candidatos individuales o candidaturas colectivas, estas con el apoyo del veinte por ciento de los votos sociales, mediante escrito dirigido al Consejo Rector, respetando la representación de las secciones territoriales y de los diferentes tipos de socios, previstas por el artículo 30 de los presentes Estatutos. En caso de no haber candidatos, todos los socios elegibles lo serían, manteniendo, en cualquier caso, la representación de las secciones territoriales y de los diferentes tipos de socios.

Art. 33.- Funcionamiento y acuerdos

33.1 El Consejo se reunirá cuántas veces convenga, a solicitud de cualquiera de sus miembros y, como mínimo, una vez cada cuatro meses, convocado por el presidente con cinco días de antelación. La convocatoria se hará por escrito, dirigido a todos sus miembros, y podrá cursarse por vía telemática.

33.2 El Consejo Rector se constituirá válidamente cuando asistan a la reunión, como mínimo, la mitad más uno de sus componentes. Un miembro del consejo Rector puede conceder su representación a otro miembro del Consejo Rector, cuando no pueda asistir a una reunión por causa justificada. En cualquier caso, un miembro del Consejo Rector sólo puede representar a otro miembro y nunca a más de uno. Podrán celebrarse reuniones del Consejo Rector por vía telemática.

33.3 En el Consejo Rector a cada miembro le corresponderá un voto. Para tomar cualquier decisión es necesaria la presencia de la mitad más uno de los miembros del Consejo Rector. Los acuerdos se tomarán por consenso y, si fuera necesaria la votación, por mayoría de la mitad más uno de los asistentes.

33.4 Los acuerdos del Consejo Rector que sean contrarios a la ley o a los estatutos sociales, o que lesionen, en beneficio de un socio o socia, o más de uno, o de terceras personas, los intereses de la Cooperativa, podan ser impugnados según el procedimiento establecido para la impugnación de los acuerdos de la Asamblea General regulado por la Ley. Los acuerdos contrarios a la Ley son nulos y el resto de acuerdos son anulables.

33.5 Todos los socios, incluso los miembros del Consejo Rector, que hayan votado a favor del acuerdo y los que se hayan abstenido, están legitimados para ejercer  la acción de impugnación en el caso de actos nulos. En cuanto a los actos anulables, están legitimados para ejercer la acción de impugnación un número mínimo de socios del cinco por ciento, los nombrados interventores de cuentas, los miembros del Consejo Rector ausentes de la reunión en qué se adoptó el acuerdo y los asistentes a la reunión que hayan hecho constar en el acta el voto contrario, así como las personas que hayan sido privadas de voto ilegítimamente.

33.6 El plazo para instar la acción de impugnación contra los acuerdos del Consejo Rector es de dos meses desde que se ha conocido  el acuerdo, siempre que no haya transcurrido un año desde la fecha en qué se adoptó.

Art. 34.- Delegación de facultades del Consejo Rector

El Consejo Rector podrá delegar facultades en uno  o mas de sus miembros, en los consejos de sección, en las comisiones y en los apoderados que considere conveniente, con los límites y el procedimiento legalmente previstos.

Art. 35.- Funciones de los cargos

35.1 La presidencia asumirá, en aras de la Asamblea General y el Consejo Rector, la representación de la Cooperativa y la presidencia de sus órganos, las reuniones de los cuales convocará. La presidencia de las asambleas de las secciones territoriales corresponde al presidente del Consejo de Sección, quien ostenta para ello la delegación del Consejo Rector.

35.2 La secretaría custodiará los documentos sociales y formalizará los acuerdos sociales en las actas correspondientes; con su firma, con el visto bueno de la presidencia, certificará los actos sociales y dará fe de los acuerdos. En caso de ausencia, sustituirá el presidente.

35.3 La tesorería tendrá a su cargo la documentación económica y, con los medios necesarios, llevará la contabilidad y gestionará la tesorería, y a los dichos efectos, tendrá la facultad de firma conjunta o indistinta de los documentos necesarios para  el ejercicio de sus funciones, según previsto en los presentes estatutos o por acuerdo del Consejo o la Asamblea.

35.4 Las vocalías, si las hay, suplirán los otros cargos en caso de necesidad o tendrán a su cargo las funciones que específicamente los delegue el Consejo.

Art. 36.- Facultades

36.1 El Consejo Rector tendrá como indelegables las facultades que le otorgue la Asamblea y las que le otorgan los presentes Estatutos.

36.2 Son funciones indelegables del Consejo Rector:

a) Dar y controlar las directrices de la gestión social y empresarial según los mandatos de la Asamblea General. Los productos y servicios son únicos para Coop57 y han de ser aprobados por el Consejo Rector.

b) Controlar permanentemente la gestión.

c) Velar por el buen funcionamiento de las secciones territoriales.

d) Velar por el buen funcionamiento de las comisiones y desarrollar los criterios de evaluación técnicos y sociales aprobados por la Asamblea que deban aplicar estas comisiones.

e) Convocar las reuniones de la Asamblea General y las Asambleas de las secciones territoriales que precedan a las Asambleas Generales.

f) Rechazar el reembolso de las aportaciones cuyo reembolso podrá ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector, según lo que establece el artículo 49.2.

g) Aprobar la incorporación de socios, siempre que haya propuesta favorable de la sección territorial a la que el nuevo socio pertenezca, así como las bajas de los socios en los distintos supuestos previstos en los estatutos y la normativa vigente.

h) Aprobar la prestación de servicios que afecten a mas de una sección territorial i los que superen los límites de disposición de activos previstos para cada sección. En estos casos será preceptivo informe técnico que solicitará el Consejo Rector a las comisiones técnicas correspondientes.

i) Acordar el traspaso de fondo de una sección a otra con el fin de fomentar la solidaridad entre las secciones y potenciar el desarrollo de las mismas.

j) Ejercer la potestad sancionadora.

k) Nombrar cargos directivos o de gestión de la Cooperativa y otorgarles poderes para el ejercicio de las funciones que se les deleguen. El nombramiento del director o gerente de la Cooperativa requerirá la ratificación de la Asamblea General. Para el nombramiento de los demás cargos de gestión y el otorgamiento de facultades a todos ellos, incluido el director o gerente de la Cooperativa, será suficiente el acuerdo del Consejo Rector.

l) Conceder, modificar o revocar delegaciones y poderes, generales o especiales, que se inscribirán en el Registro de cooperativas y serán conocidos por la Asamblea, a favor de los órganos de gestión de las secciones territoriales, de socios o terceros, para la gestión ordinaria de la Cooperativa, para pleitos y para las funciones de carácter mercantil.

m) Presentar las memorias, informes, rendición de cuentas y propuesta de asignación e imputación de resultados a la asamblea ordinaria y a cualquier otra a la cual sea requerido.

n) Autorizar avales o fianzas.

o) Designar i revocar libremente a los miembros del Consejo asesor y su presidente.

 

CAPÍTULO IV.3 Las Secciones Territoriales. Asambleas de Sección y Consejos de Sección. 

Art. 37.- Secciones territoriales

37.1 La Cooperativa se organiza en secciones de carácter territorial.

37.2 El ámbito de actuación de cada una de las secciones es el territorio que decida la Asamblea General que apruebe la constitución de la sección, dónde se encuentren domiciliados los socios pertenecientes a la sección.

37.3 Cada sección tendrá una sede social que funcionará como delegación territorial de la Cooperativa.

Art. 38.- Competencia de las secciones territoriales

38.1 Las secciones podrán prestar los servicios enumerados en el artículo tercero de los presentes Estatutos a los socios pertenecientes a la sección, con autonomía de gestión y con patrimonios separados afectos a los servicios ofrecidos en el territorio de cada sección.

38.2 Cada sección llevará una contabilidad separada que se integrará en la del conjunto de la Cooperativa.

38.3 La definición y las condiciones de los servicios a prestar por la Cooperativa y sus secciones serán aprobados anualmente por el Asamblea General de la Cooperativa, previa propuesta del Consejo Rector.

38.4 Las secciones territoriales gestionarán de manera autónoma la prestación de los servicios ofrecidos por COOP57, SCCL a los socios pertenecientes a la sección.

38.5 Cada Consejo de Sección nombrará una comisión técnica y una comisión social para la evaluación de los servicios a prestar a los socios pertenecientes a la sección.

38.6 Las secciones podrán realizar acciones de difusión y comunicación de la actividad cooperativizada para la captación de nuevos socios de servicios y la promoción de los servicios ofrecidos, dentro del de su ámbito y en el marco de la estrategia comercial aprobada por el Asamblea General.

38.7 Los recursos aportados por los socios pertenecientes a una sección estarán afectos a la actividad de cada sección, mediante un reglamento de régimen interno se regulará el sistema de control de la gestión de los servicios prestados por las secciones, el control de riesgo y el coeficiente de caja general.

38.8 Cada sección tendrá un presupuesto propio y realizará su propio control presupuestario. Los presupuestos de las secciones serán aprobados por la Asamblea de cada sección, comunicados al Consejo Rector e integrados en el presupuesto general de la Cooperativa. El presupuesto general de la Cooperativa propuesto por el Consejo Rector será aprobado por la Asamblea General.

38.9 Cada sección elaborará su plan de trabajo. Los planes de trabajo de las secciones se comunicaran al Consejo Rector y se incorporaran al plan de trabajo general de la Cooperativa que será aprobado por la Asamblea General. En el plan de trabajo de cada sección deberá constar la previsión de los fondos necesarios para las actividades de la Cooperativa que integran a todas las secciones.

38.10 Cada sección elaborará su memoria anual de actividades, que será remitida al Consejo Rector para ser incluida en la memoria anual de actividades de la Cooperativa y aprobada por la Asamblea General.

38.11 La sección territorial es la responsable de los servicios prestados a los socios de la sección y responde de las posibles morosidades en los términos previstos en los presentes estatutos.

38.12 La Asamblea General desarrollará en un Reglamento de Régimen Interno las normas de funcionamiento de las secciones.

Art. 39.- Composición de las secciones territoriales

Son miembros de cada una de las secciones territoriales:

a) los socios de servicios que estén domiciliados y que realicen su actividad principal en el territorio correspondiente al ámbito de actuación de la sección,

b) los socios colaboradores que tengan su domicilio en el territorio correspondiente al ámbito de actuación de la sección y

c) los socios de trabajo que trabajen en el ámbito geográfico de la sección desarrollando la actividad de la sección.

d) Loss socios de servicios, colaboradores o de trabajo, domiciliados dónde no exista una sección territorial de COOP57 formaran parte de la sección que hayan propuesto y sea aprobada por el Consejo rector

Art. 40.- Asambleas de las secciones

40.1 Los socios pertenecientes a cada una de las secciones se reunirán en la Asamblea de su sección.

40.2 En las Asambleas de cada sección a los socios de servicios los corresponderá un voto por socio.

40.3 A los socios colaboradores les corresponderá un voto por socio, con el límite siguiente: el total de los votos de los socios colaboradores, miembros de la sección, no podrá superar el veinticinco por ciento de los votos totales de la Asamblea de la sección.

40.4 A los socios de trabajo, si los hay, les corresponderá un voto por socio, con la siguiente limitación: el total de los votos de los socios de trabajo no podrá superar el cinco por ciento de los votos totales de la Asamblea de la sección.

40.5 El Consejo Rector de la Cooperativa convocará la Asamblea de cada una de las secciones con una antelación mínima de treinta días antes de la celebración de la Asamblea General y con su mismo orden del día, mediante anuncio en el domicilio social, anuncio en la sede de la sección y escrito enviado a todos los socios, para lo cual se podrán emplear medios telemáticos.

40.6 La Asamblea de la sección también se convocará a petición del Consejo de Sección o del diez por ciento, como mínimo, de los socios miembros de la sección, dirigida al Consejo Rector de la Cooperativa, que deberá cursar la convocatoria con el Orden del Día propuesto por los solicitantes, antes de transcurrido un mes, desde la fecha de la recepción de la solicitud de convocatoria.

40.7 Las Asambleas de las secciones se celebrarán en la sede de cada una de las secciones.

40.8 Los acuerdos de la Asamblea de la sección respetarán la Ley, los presentes Estatutos, los reglamentos de régimen interno y los acuerdos del Consejo Rector y de la Asamblea General de la Cooperativa. Todos los socios de la Cooperativa están obligados al cumplimiento de las obligaciones que se deriven del marco normativo de la Cooperativa. Dentro de este marco normativo, los acuerdos de las Asambleas de las secciones vinculan a los socios de la sección que los han adoptado, en el ámbito de competencias propias de la sección.

40.9 Las mayorías necesarias para adoptar los acuerdos a las Asambleas de las secciones serán las mismas que las establecidas para la Asamblea General.

40.10 Las Asambleas de sección serán presididas por quien ostente la presidencia del Consejo de Sección, quien ostenta la delegación del Consejo Rector.

40.11 Actuará como secretario de la Asamblea quien ostente la secretaría del Consejo de Sección.

40.12 De la reunión de la Asamblea de la sección se levantará un acta que será aprobada en el mismo acto o dentro los quince días siguientes a la celebración de la reunión, firmada por dos interventores de acta escogidos por la Asamblea de la sección de entre los socios asistentes, y por las personas que hayan ostentado la presidencia y la secretaría de la reunión.

40.13 Cada Asamblea de sección elegirá los delegados que asistirán a la Asamblea General. Los delegados deben ser socios, socios colaboradores o socios de trabajo pertenecientes a la sección y que hayan asistido a la Asamblea de la sección que los elija.

40.14 El nombramiento de delegados se hará para todas las Asambleas Generales  que se celebran durante el año en que sean escogidos y serán elegidos en la primera Asamblea de Sección cada año.  La elección de los delegados se hará por mayoría simple de los asistentes, resultando elegidos los delegados con mayor número de votos. La delegación finalizará una vez aprobada las actas de las Asambleas Generales del año en que haya sido elegidos. Los delegados sectoriales votarán en la Asamblea General en el sentido del resultado de las votaciones realizadas en la Asamblea sectorial y de conformidad con los acuerdos adoptados por la sección.

40.15 Por cada diez (10) socios de servicios de cada sección se escogerá un delegado, entre los socios de servicios de la sección. A cada delegado de los socios de servicios le corresponderá un voto.

40.16 Por cada cien (100) socios colaboradores de cada sección se escogerá un delegado, entre los socios colaboradores de la sección. A cada delegado de los socios colaboradores le corresponderá un voto, con la limitación siguiente: los votos de los delegados de los socios colaboradores no podrán superar el veinticinco por ciento de los votos totales de la Asamblea General. Las secciones que no lleguen a tener cien socios colaboradores escogerán un delegado entre sus socios colaboradores, de modo que cada sección donde haya socios colaboradores tenga, como mínimo, un delgado de los socios colaboradores de la sección en la Asamblea General.

40.17 Por cada diez socios de trabajo de la cooperativa se escogerá un delegado entre los socios de trabajo, con independencia de la sección a la que pertenezcan. A cada delegado de los socios de trabajo le corresponderá un voto, con el límite de no superar el cinco por ciento de los votos totales de la Asamblea General.

40.18 A efectos de cómputo del número de delegados que deberán asistir a la Asamblea General el número de socios se fijará a partir del censo de socios de servicios, socios colaboradores y socios de trabajo vigente a 31 de diciembre del año inmediatamente anterior.

Art. 41.- Consejo de Sección

41.1 Cada sección tendrá un Consejo de Sección, que tiene por finalidad impulsar y fomentar la participación de los socios y socias de la sección y la coordinación de la sección con el resto de la Cooperativa.

41.2  El Consejo de Sección estará integrado por un mínimo de tres y un máximo de 17 socios, que podrán ser socios de servicios, socios colaboradores o socios de trabajo, miembros de la sección, siempre en número impar. La Asamblea de la sección nombrará los miembros del Consejo de Sección.

41.3 Sus funciones serán las de dirigir la gestión de la sección y tomar los acuerdos de carácter ejecutivo en los ámbitos de actividad dónde la sección sea competente, dentro del marco de la Ley, los presentes Estatutos, los Reglamentos de Régimen Interno, los acuerdos de la Asamblea General, los acuerdos del Consejo Rector y los acuerdos de la Asamblea de la sección. Las decisiones del Consejo de Sección vinculan a los socios de su sección. Las funciones de los consejos de sección serán desarrolladas en un Reglamento de Régimen Interno aprobado por la Asamblea General.

41.4 El Consejo de Sección funcionará como un órgano de administración colegiado. La Asamblea de Sección en el momento de la elección de sus miembros nombrará entre ellos un Presidente, un Secretario y un Tesorero. Para tomar cualquier decisión hará falta la asistencia de la mitad más uno de los miembros del Consejo de Sección. Los acuerdos se tomarán por consenso y, si hiciera falta votación, por mayoría de la mitad más uno de los votos asistentes. La presidencia tendrá voto de calidad en caso de empate. Su funcionamiento interno se regirá por las mismas normas que el Consejo Rector de la Cooperativa, en aquello que le sean aplicables, dentro  el ámbito de sus competencias.

Art. 42.- Constitución de secciones territoriales

42.1 Un mínimo de quince socios de servicios, domiciliados en la misma Comunidad Autónoma, territorio o ámbito geográfico común, podrán solicitar al Consejo Rector de la Cooperativa la constitución de una sección territorial. El Consejo Rector someterá la aprobación de la constitución de la sección a la próxima Asamblea General que se celebre.

42.2 Para la constitución de una sección hará falta el acuerdo de la Asamblea General adoptado con el voto favorable de dos terceras partes del voto social asistente.

42.3 Mientras no se constituyan en sección territorial los socios domiciliados y que realicen su actividad principal fuera de Cataluña serán miembros de la sección territorial que acuerde el Consejo Rector de la Cooperativa a propuesta del socio afectado o en el acuerdo de su admisión como socio.

Art. 43.- Disolución de secciones territoriales

43.1 Las secciones se pueden disolver por haberse quedado con menos de diez socios, por decisión de su Asamblea sectorial o por acuerdo de la Asamblea General de la Cooperativa, propuesto por el Consejo Rector, de manera motivada.

43.2 El Consejo Rector podrá proponer a la Asamblea General la disolución de una sección cuando la sección actúe fuera de su marco normativo, en contra de la Ley, los Estatutos, los Reglamentos de Régimen Interno o los acuerdos de los órganos sociales de la Cooperativa, cuando la sección actúe en beneficio de uno o más socios o de terceros, con menoscabo de los intereses generales de la Cooperativa, cuando la sección actúe de manera negligente poniendo en peligro la estabilidad económica y/o social de la Cooperativa, cuando la sección esté integrada por menos de diez socios o cuando la sección se encuentre en una situación de inactividad o imposibilidad de funcionamiento con independencia de cual sea la causa de la inactividad.

43.3 Un representante del Consejo Rector expondrá a la Asamblea General las causas que motiven la disolución de la sección. Seguidamente, un delegado de la sección presentará las alegaciones que considere convenientes a la Asamblea. La disolución de la sección requerirá el voto favorable de la mitad más uno de los votos sociales asistentes. Los delegados de la sección que hayan asistido a la Asamblea General se abstendrán de votar, aun cuando sus votos computarán para el cálculo del quórum y la mayoría requeridos.

43.4 A propuesta del Consejo Rector la Asamblea General aprobará el destino del patrimonio de la sección y la asunción de las operaciones sectoriales en curso, por una o más secciones y, en su caso, la incorporación de los socios de la sección disuelta a una o varías secciones en activo.

43.6 Cuando la causa de la disolución sea imputable a los socios de la sección y pueda ser objeto de falta sancionable, el Consejo Rector, con independencia de la propuesta de disolución de la sección, abrirá y tramitará los expedientes sancionadores que considere necesarios contra los socios que considere presuntamente infractores, de acuerdo con la Ley y los Estatutos vigentes de la Cooperativa.

 

CAPÍTULO IV.4 La Intervención de cuentas. El Consejo asesor. La auditoria de Gestión interna. Las comisiones técnicas y sociales

Art. 44.- La intervención de cuentas

44.1 La persona interventora de cuentas será nombrada por la Asamblea General de entre los socios de servicios, y ejercerá su cargo por un periodo de dos años. Asimismo, se nombrará una persona suplente en iguales condiciones. Cuando la Cooperativa tenga más de quinientos socios de servicios la Asamblea General podrá decidir ampliar el número de interventores de cuentas hasta tres.

44.2 El ejercicio del cargo de interventor es gratuito, pero la Cooperativa le abonará los gastos que se originen como consecuencia del ejercicio de sus funciones.

44.3 La condición de interventor o interventora de cuentas es incompatible con la de miembro del Consejo Rector, director o gerente o pariente de los mismos, hasta el cuarto grado de consanguinidad o hasta el segundo grado de afinidad, excepto, en este último caso, que la Asamblea lo autorice expresamente.

44.4.1 La Intervención ejercerá la función de control y vigilancia de las cuentas de acuerdo con la legislación vigente, los Estatutos y los acuerdos sociales.

44.5 La Intervención de cuentas presentará a la Asamblea General un informe sobre las cuentas anuales y otros documentos contables que se deban someter preceptivamente a la Asamblea General para que, si procede, los apruebe.  El interventor dispone para elaborar su informe, de un plazo máximo de un mes, a contar de la fecha en qué el Consejo Rector le haya entregado la documentación pertinente. El mencionado informe se pondrá a disposición de los socios de la Cooperativa, para que lo puedan consultar, como mínimo, quince días antes de la celebración de las Asambleas preparatorias de cada sección y, como mínimo, treinta días antes de la celebración de la Asamblea General que los deba aprobar, junto con la documentación que integre las cuentas anuales.

44.6 El interventor podrá comprobar en cualquier momento toda la documentación de la Cooperativa que solicite y el Consejo Rector estará obligado a facilitársela durante los cinco días hábiles siguientes a la fecha de la solicitud.

Art. 45.-  El Consejo asesor

45.1.- Se podrá crear un Consejo Asesor, como órgano consultivo que tenga por finalidad asesorar a la Asamblea, al Consejo Rector o a los órganos  que designe el Consejo Rector para facilitar su actividad i la toma de decisiones.  Será creado por acuerdo del Consejo Rector que informará de ello a la primera Asamblea que tenga lugar desde el momento de su puesta en marcha. Por reglamento de régimen interior se regulará su funcionamiento.

45.2.- Sus miembros y el presidente del Consejo Asesor serán designados y revocados libremente por el Consejo Rector. Deberá estar formado por personas vinculados al mundo de la economía solidaria y conocedores de les finalidades i actividades de Coop57. En cualquier caso formaran parte de él una persona de la Comisión Técnica y una persona de la Comisión Social.

Art. 46 Auditoria de gestión interna

46.1 El Consejo Rector podrá nombrar una persona que ejercerá la función de interventora de la gestión interna.

46.2 La persona nombrada auditora de gestión interna tendrá por función examinar los procedimientos y el funcionamiento de las secciones territoriales, para detectar posibles carencias y proponer mejoras. Su ámbito de actuación se refiere al cumplimiento de la normativa, los Estatutos, los acuerdos de los órganos de la Cooperativa y, de forma especial, la prevención y detección de riesgos.

46.3 El auditor deberá presentar, como mínimo, anualmente, un informe al Consejo Rector. El informe relativo al año natural anterior deberá ser entregado al Consejo Rector dentro del primer trimestre del año siguiente.

Art. 47 Comisiones técnicas

47.1 El Consejo de sección secciones nombrara una comisión técnica que será la encargada de evaluar los servicios a prestar a los socios de la sección, de conformidad con los criterios de valoración aprobados por la Asamblea y desarrollados por el Consejo Rector.

47.2 Estas comisiones estarán integradas por un mínimo de tres (3) miembros y un máximo de diecisiete (17) miembros, nombrados entre personas de reconocido prestigio en el territorio, con experiencia y conocimientos en la gestión económica y financiera, y que compartan los principios cooperativos, de las entidades de economía social y de las finanzas éticas y solidarias.

47.3 La composición, el funcionamiento y las funciones de las comisiones técnicas serán desarrollados en un Reglamento de Régimen Interno.  

Art. 48 Comisiones sociales

48.1 El Consejo de sección nombrara una comisión social que será la encargada de evaluar los servicios a prestar a los socios de la sección, de conformidad con los criterios de valoración aprobados por la Asamblea y desarrollados por el Consejo Rector.

48.2 Estas comisiones estarán integradas pro un mínimo de tres (3) miembros y un máximo de once (11) miembros, nombrados entre personas de reconocido prestigio en el territorio, con experiencia en proyectos de economía social o con conocimiento del ámbito de la economía social y que compartan los principios cooperativos, de las entidades de economía social y de las finanzas éticas y solidárias.

48.3 La composición, el funcionamiento y las funciones de las comisiones técnicas serán desarrollados en un Reglamento de Régimen Interno.

CAPÍTULO V RÉGIMEN ECONÓMICO DE LA COOPERATIVA DO SISTEMA ECONÓMICO DA COOPERATIVA

Art. 49.- Capital Social

49.1 Se fija un capital social mínimo de 27.045.- €, íntegramente suscrito y desembolsado.

49.2 El capital social estará constituido por las aportaciones obligatorias y voluntarias de los socios de servicios, de los socios colaboradores y, en su caso, de los socios de trabajo.

a) Las aportaciones obligatorias de los socios de servicios, de los socios colaboradores y de los socios de trabajo se consideran como aportaciones cuyo reembolso podrá ser rechazado incondicionalmente por el Consejo Rector.

b) Las aportaciones voluntarias de los socios de servicios, de los socios colaboradores y de los socios de trabajo se consideran como aportaciones con derecho a reembolso en caso de baja.

49.3 Las aportaciones al capital de los socios se acreditarán mediante títulos nominativos. Las de los socios colaboradores y, en su caso, las de los socios de trabajo, se acreditarán mediante títulos nominativos especiales. Todos los títulos tendrán un valor nominal de 60,10.-€ cada uno.

49.4 Las aportaciones al capital social de los socios colaboradores y de los socios de trabajo se contabilizarán separadamente.

49.5 Las aportaciones lo serán en la moneda en curso legal, pero lo pueden ser también en bienes o derechos con la forma y requisitos regulados por la Ley.

Art. 50.- Aportaciones obligatorias

50.1 La aportación obligatoria al capital social para adquirir la condición de socio de servicios se fija en novecientos un euro, con 52 céntimos de euros (901,52 €), que deberá ser desembolsada en su totalidad en el momento de la suscripción. En el momento de formalizar la suscripción, los socios de servicios deberán desembolsar por lo menos un 25% de su aportación obligatoria y el resto en el plazo máximo de un año.

50.2 La aportación obligatoria al capital social de los socios colaboradores se fija en trescientos euros (300.- €), que deberá ser desembolsada en su totalidad en el momento de la suscripción.

50.3 La aportación obligatoria al capital social de los socios de trabajo se establece en  novecientos un euro, con 52 céntimos de euros (901,52 €), que deberá ser desembolsada en su totalidad en el momento de la suscripción. En el momento de formalizar la suscripción, los socios de trabajo deberán desembolsar por lo menos un 25% de su aportación obligatoria y el resto en el plazo máximo cuatro años.

50.4 La asamblea, por mayoría de dos terceras partes de los votos sociales asistentes, podrá aprobar el incremento de las aportaciones obligatorias, fijando la cuantía, el plazo y las condiciones. Los socios que anteriormente hayan hecho aportaciones voluntarias pueden aplicarlas a atender las aportaciones obligatorias exigidas.

50.5 Los socios disconformes con la realización de la nueva aportación obligatoria al capital social pueden causar baja voluntaria justificada, siempre que hayan votado en contra y hayan hecho constar su oposición al acuerdo en el acta de la Asamblea correspondiente, o no hayan podido asistir a la Asamblea por causa justificada, y si lo piden dentro el plazo de un mes a contar a partir de la fecha de adopción del acuerdo. En este caso les es exigible hacer las nuevas aportaciones.

50.6 Las aportaciones obligatorias producirán los intereses que anualmente apruebe la Asamblea General, de acuerdo con los límites legales, y serán regularizadas anualmente de acuerdo con lo previsto por la Ley.

Las aportaciones obligatorias de los socios de servicios, los socios colaboradores y los socios de trabajo que hayan causado baja a la cooperativa y cuyo reembolso haya sido rechazado por el Consejo Rector percibirán los intereses devengados antes que el resto de aportaciones obligatorias.

50.7 Si la Asamblea General acuerda el devengo de intereses para las aportaciones obligatorias de los socios de servicios, los socios colaboradores y los socios de trabajo al capital social o si acuerda el reparto de retornos, las aportaciones previstas en el artículo 49.2 de los socios de servicios, los socios colaboradores y los socios de trabajo que hayan causado baja a la cooperativa y cuyo reembolso haya sido rechazado por el Consejo rector, tendrán preferencia para percibir la remuneración según lo que se establece en los artículos 50.6 y 58.3.

50.8 La cuantía de las aportaciones obligatorias de los nuevos socios no puede exceder de la efectuada por aquellos que ya lo son, con las correspondientes actualizaciones, aplicando el índice de precios al consumo, de conformidad con lo previsto por la Ley.

Art. 51.- Aportaciones voluntarias

51.1 La Asamblea General, por mayoría simple, puede aprobar la suscripción de aportaciones de capital, en forma voluntaria, por parte de los socios, siempre que se haga la suscripción en el plazo máximo de tres meses a partir de la fecha del acuerdo, y su desembolso en el momento de la suscripción.

51.2 Las aportaciones voluntarias al capital social podrán producir intereses, con los límites legales, siempre y cuando lo establezca  el acuerdo de emisión.

Art. 52.- Transmisión de las aportaciones.

Las aportaciones sólo se pueden transmitir:

a) Por actos entre vivos, entre socios, previo ofrecimiento de transmisión publicado en el tablón de anuncios del domicilio social con una antelación mínima de quince días y dando aviso al Consejo Rector en el plazo máximo de veinte días desde la fecha de la transmisión. El socio transmitente deberá conservar, como mínimo, la aportación obligatoria al capital social.

b) Por sucesión por causa de muerte, según previsto por la Ley.

Art. 53.- Prestaciones y financiación que no forman parte del capital social.

53.1 La Asamblea General podrá establecer cuotas de ingreso y periódicas, con los límites y condiciones que establece la ley. En caso alguno estas cuotas integrarán el capital social ni serán reintegrables. La cuantía de las cuotas para los nuevos socios no puede ser superior a las aportadas por los socios antiguos, a partir de la aprobación del establecimiento de las cuotas por la Asamblea General, actualizadas de acuerdo con el índice de precios de consumo.

53.2 Los pagos para la obtención de los servicios cooperativizados y, en general, las contraprestaciones derivadas de los mencionados servicios, no integran el capital social y estarán sujetos a las condiciones fijadas o contratadas con la sociedad Cooperativa.

53.3 La Asamblea General podrá acordar la admisión de financiación voluntaria de los socios, sea cual sea su modalidad jurídica y en el plazo y condiciones que se establezcan en el propio acuerdo. Esta financiación no integrará el capital social.

53.4 La Cooperativa, previo acuerdo de la Asamblea General, podrá emitir obligaciones, con los requisitos establecidos por la ley.

Art. 54.- Otras formas de financiación externa

La Asamblea General podrá acordar la emisión de títulos participativos de conformidad con aquello establecido en la legislación vigente y con las condiciones que establezca el acuerdo de emisión.

Art. 55.- La Sección de Crédito

55.1 La Asamblea General podrá constituir una Sección de Crédito de la Cooperativa, con los límites, requisitos y formalidades legales.

55.2 Las normas de funcionamiento de la sección de crédito serán establecidas por la Asamblea General, mediante la aprobación de un Reglamento específico.

Art. 56.- Ejercicio económico y contabilidad

56.1 El ejercicio económico coincide con el año natural.

56.2 Para cada ejercicio se confecciona el inventario, el balance, la cuenta de resultados y la memoria.

56.3 El balance y la cuenta de resultados deben reflejar con claridad y exactitud la situación patrimonial de la Cooperativa y los excesos de percepción que haya habido durante el ejercicio o la pérdida sufrida.

56.4 Las partidas del balance se valoran de acuerdo con criterios objetivos que garanticen los intereses de terceros y siguiendo los principios que exigen una gestión económica de la Cooperativa ordenada y prudente. Se debe mantener una continuidad en los criterios de valoración, que no podan ser cambiados sin causa razonada.

56.5 Las cuentas anuales, junto con el informe de la intervención de cuentas se depositarán al Registro de Cooperativas, dentro los dos meses siguientes a la fecha en que hayan sido aprobados por la Asamblea General.

Art. 57.- Determinación de los resultados del ejercicio económico

57.1 El balance de las cooperativas puede ser regularizado en los mismos términos y con los mismos beneficios que se establezcan para las sociedades mercantiles.

57.2 La determinación de los resultados del ejercicio económico se debe hacer de acuerdo con la normativa general contable, teniendo en cuenta que se consideran deducciones específicas para fijar  el excedente limpio del ejercicio económico las siguientes:

a)  El importe de los bienes entregados por los socios para la gestión y el funcionamiento de la Cooperativa.

b)  El importe de los anticipos laborales de los socios de trabajo.

c) Los intereses que se deben a los socios por sus aportaciones al capital social.

57.3 Para determinar los resultados extracooperativos, se deben imputar a los ingresos derivados de estas operaciones, además de los gastos específicos necesarios para obtenerlos, la parte que, según criterios de imputación fundamentados, corresponda a los gastos generales de la Cooperativa.

Art. 58.- Aplicación de los excedentes

58.1 De los excedentes contabilizados por la determinación del resultado cooperativo, una vez deducidas las pérdidas de cualquier naturaleza de ejercicios anteriores, y antes de la consideración del impuesto de sociedades, se deben destinar, al menos, los porcentajes siguientes

a) A todos los efectos, el 30%, al fondo de reserva obligatorio, y el 10%, al fondo de educación y promoción cooperativas.

b) El 50% de los excedentes procedentes de la regularización de balances, al fondo de reserva obligatorio.

c) El 100% de los excedentes procedentes de las plusvalías obtenidas por la alienación de los elementos del inmovilizado material o inmaterial, al fondo de reserva obligatorio.

58.2 De los beneficios extracooperativos, una vez deducidas las pérdidas de cualquier naturaleza de ejercicios anteriores y antes de la consideración del impuesto sobre sociedades, se debe destinar, al menos, un 50% al fondo de reserva obligatorio.

58.3 Los excedentes cooperativos y los beneficios extracooperativos disponibles, una vez satisfechos los impuestos exigibles, se deben aplicar, de conformidad con lo que acuerde la Asamblea General ordinaria, de la manera siguiente:

a) Al retorno cooperativo de los socios, en función de la actividad cooperativizada que realice cada socio o socia. El retorno cooperativo correspondiente a cada socio o socia se puede incorporar a su aportación al capital social, con el incremento correspondiente a la parte de cada cual, o se puede satisfacer directamente tras la aprobación del balance del ejercicio. La Asamblea General puede autorizar el pago de retornos cooperativos por anticipado, a propuesta del Consejo Rector y con el informe favorable previo de la intervención de cuentas o, si procede, de la auditoría.

Los socios que hayan causado baja a la cooperativa y el reembolso de cuyas aportaciones obligatorias haya sido rechazado por el Consejo rector percibirán el retorno cooperativo antes que el resto de socios.

b) Al retorno cooperativo de los socios y socias de trabajo, en función de la actividad cooperativizada computada sobre la jornada de trabajo realizada durante el ejercicio, siempre que el porcentaje de los excedentes antes de impuestos sobre los ingresos supere el porcentaje de la remuneración de las aportaciones voluntarias de socios y socios colaboradores a tres años. El volumen total destinado al retorno cooperativo de los socios de trabajo será, como máximo, igual que el destinado al fondo de educación y promoción cooperativas. El volumen individual destinado a cada socio de trabajo no podrá superar el 4% del total de los beneficios antes de impuestos. El retorno cooperativo correspondiente a cada socio o socia se puede incorporar a su aportación al capital social, con el incremento correspondiente a la parte de cada uno, o se puede satisfacer directamente después de la aprobación del balance del ejercicio. La Asamblea General puede autorizar el pago de retornos cooperativos por anticipado, a propuesta del Consejo Rector y con el informe favorable previo de la intervención de cuentas o, si es preciso, de la auditoría.

Los socios y socias de trabajo que hayan causado baja a la cooperativa y el reembolso de cuyas aportaciones obligatorias haya sido rechazado por el Consejo rector percibirán el retorno cooperativo antes que el resto de socios y socias de trabajo.

c) A dotación a un fondo de reserva voluntario, con carácter irrepartible o repartible, según acuerde la Asamblea General que apruebe la dotación a dicho fondo, a propuesta del Consejo Rector.

d) La Cooperativa, por acuerdo de la Asamblea General ordinaria, previa propuesta del Consejo Rector, aplicará la parte del resultado de la regularización del balance que no se haya destinado al fondo de reserva obligatorio, en un ejercicio, a la actualización del valor de las aportaciones al capital social de los socios o al incremento de los fondos de reserva, obligatorios o voluntarios, en la proporción que se estime conveniente, respetando las limitaciones que, en relación a la disponibilidad, establezca la normativa reguladora sobre actualización de balances. Aun así, cuando la Cooperativa tenga pérdidas por compensar, este resultado se debe aplicar, en primer lugar, a compensarlas, de acuerdo con el régimen legal de imputación de pérdidas.

Art. 59.- Imputación de las pérdidas

59.1 Por decisión de la Asamblea las pérdidas se pueden imputar a una cuenta especial, para amortizarlas, con cargo a futuros resultados positivos, dentro el plazo máximo que permita la Ley.

59.2 Para la imputación de las pérdidas, cooperativas o extracooperativas, la Cooperativa se debe regir por los criterios siguientes:

a) Hasta el 50% de las pérdidas se pueden imputar al fondo de reserva obligatorio. Si para la imputación de pérdidas se ha utilizado, totalmente o parcialmente, el fondo de reserva obligatorio, no se deben aplicar, imputar o repartir los regresos cooperativos u otros resultados positivos repartibles hasta que este fondo haya recuperado la cuantía de antes de haberlo utilizado.

b) Todas las pérdidas se pueden imputar a los fondos de reserva voluntarios.

c) La cantidad no compensada con los fondos obligatorios y voluntarios se imputa a los socios en proporción a las operaciones, los servicios o las actividades realizados por cada uno de estos con la Cooperativa. Si estos servicios u operaciones realizados fueran inferiores a los que, como mínimo, está obligado a realizar cada socio o socia, la imputación de las pérdidas mencionadas se debe hacer proporcionalmente a  la actividad cooperativizada mínima obligatoria. Para los socios y socias de trabajo se aplicará el mismo criterio establecido en la aplicación del retorno cooperativo (art. 58.3, b) y en función de la actividad cooperativizada computada sobre la jornada de trabajo.

59.3 Las pérdidas imputadas a cada socio o socia se deben satisfacer directamente, mediante deducciones en las aportaciones al capital social.

59.4 Las pérdidas que, una vez pasado el plazo previsto al párrafo anterior, queden sin compensar deben ser satisfechas directamente por el socio o socia en el plazo de un mes hasta el límite de sus aportaciones a capital, si no es que se insta la quiebra de la Cooperativa o se acuerda el incremento de aportaciones sociales.

Art. 60.- Fondo de reserva obligatorio

60.1 El fondo de reserva obligatorio es irrepartible entre los socios, y tiene la finalidad de consolidar económicamente la sociedad.

60.2 El fondo de reserva obligatorio está constituido por:

a) El porcentaje sobre los excedentes limpios de cada ejercicio previsto en los presentes estatutos sociales, de acuerdo con la ley.

b) Los beneficios extracooperativos.

c) Las deducciones sobre las aportaciones obligatorias en caso de baja del socio.

d) Las cuotas de ingreso y las periódicas.

e) El correspondiente porcentaje sobre el resultado de la regularización del balance, de acuerdo con la legislación vigente.

Art. 61.- Fondo de educación y promoción cooperativas

61.1 El fondo de educación y promoción cooperativa se destina a:

a) La formación de los socios de trabajo y de los trabajadores en los principios y las técnicas cooperativos, empresariales, económicos y profesionales.

b) La promoción de las relaciones intercooperativas y la difusión del cooperativismo.

c)  La atención a objetivos de incidencia social y de lucha contra la exclusión social.

d) El pago de las cuotas de la federación a la cual pertenezca, en su caso, la Cooperativa.

61.2 La dotación del fondo de educación y promoción cooperativas, previo acuerdo de la Asamblea General al respeto, puede ser aportada bajo cualquier título, totalmente o parcialmente, a una federación de cooperativas, a cooperativas de segundo grado y a entidades públicas o privadas que tengan por objeto la realización de fines propios de esta reserva.

61.4 El fondo de educación y promoción cooperativas, que es irrepartible entre los socios y es inembargable, se constituye con:

a) Los porcentajes sobre los excedentes cooperativos y los beneficios extracooperativos.

b) Las sanciones de carácter económico que por vía disciplinaria la Cooperativa imponga a los socios.

c) Las subvenciones, las donaciones y toda clase de ayuda recibida de los socios o de terceras personas para el cumplimiento de los fines propios de este fondo.

60.5 La Asamblea General establecerá las líneas básicas de aplicación del fondo de educación y promoción cooperativas, las dotaciones del cual deben figurar en el pasivo del balance separadamente de otras partidas.

CAPÍTULO VI DEL RÉGIMEN DE LOS SOCIOS DE TRABAJO

Art. 62.- Régimen del socios de trabajo

62.1 Los socios de trabajo son aquellas personas físicas que, en su calidad de socios, aportan a la Cooperativa su trabajo personal.

62.2 Su régimen está regulado por los presentes Estatutos en aquello que les sea aplicable, por el Reglamento de Régimen Interno, por los acuerdos de la Asamblea General, por las normas legales relativas a los socios de trabajo de las cooperativas y, subsidiariamente, por la normativa relativa a los socios trabajadores de las Cooperativas de Trabajo Asociado.

62.3 El Reglamento de Régimen Interno y, en su defecto, los acuerdos de la Asamblea General, regularán el régimen de las prestaciones de los socios de trabajo y su clasificación laboral, fijaran los anticipos laborales, y desarrollarán las normas relativas al régimen disciplinario de estos socios.

Art. 63.- Alta de socios de trabajo

Cualquier trabajador o trabajadora que lleva a cabo actividades de carácter indefinido, con una jornada mínima de 30 horas semanales  y con una antigüedad mínima de seis meses podrá solicitar el alta como socio o socia de trabajo, dirigiendo un escrito motivado al Consejo Rector. Las trabajadoras y trabajadores  que reúnan las circunstancias anteriores y tengan jornada reducida temporalmente por causa legal podrán igualmente solicitar el alta como socia o socio de trabajo. Excepcionalmente el Consejo Rector podrá admitir socios o socias de trabajo con jornada habitual inferior a 30 horas semanales siempre que lleven a cabo tareas de carácter indefinido y tengan una antigüedad mínima de seis meses.

Los trabajadores o trabajadoras que dejen de trabajar en la cooperativa perderán automáticamente la condición de socios o socias, con derecho a devolución del capital social aportado en igualdad de condiciones que el resto de asociados, incluyendo lo previsto en el artículo 49.2 de los estatutos.

Art. 64.- Retribuciones mínimas

64.1 El anticipo laboral de los socios de trabajo será, como mínimo, igual al 70% de las retribuciones satisfechas en el ámbito territorial de la Cooperativa por igual trabajo y, en todo caso, no inferior al importe del salario mínimo interprofesional.

64.2 Las pérdidas determinadas en función de la actividad cooperativizada de prestación de trabajo, desarrollada por los socios de trabajo, se imputarán al Fondo de Reserva y, en su defecto, a los socios de servicios, en la cuantía necesaria para garantizar a los socios de trabajo la compensación mínima a qué hace referencia el párrafo anterior.

Art. 65.- Aportaciones al capital social

El régimen de aportaciones al capital social, su cuantía y régimen de desembolso es el establecido por los presentes Estatutos.

Art. 66.- Participación del excedentes.

66.1 La Asamblea General que acuerde la distribución de los excedentes decidirá la parte de los mismos atribuibles a cada socio de trabajo, teniendo en cuenta su participación individual en la actividad de la Cooperativa, y atendiendo a las necesidades económico-financieras de la misma, tanto en aquel momento como en un futuro próximo.

66.2 Los excedentes podrán aplicarse en cualquiera de las modalidades previstas por la Ley.

Art. 67.- Régimen de afiliación a la Seguridad Social

Los socios de trabajo estarán afiliados al Régimen General de la Seguridad Social.

s al Règim General de la Seguretat Social.

CAPÍTULO VII MODIFICACIÓN, FUSIÓN, ESCISIÓN, DISOLUCIÓN Y LIQUIDACIÓN

Art. 68.- Modificación, fusión, escisión y transformación

68.1 Para modificar los estatutos o aprobar la fusión, escisión o transformación, en otra forma societaria, de la Cooperativa, hará falta el voto favorable de dos terceras partes de los votos sociales asistentes a La Asamblea General extraordinaria, especialmente convocada al efecto.

68.2 En relación con la modificación de los estatutos, el Consejo Rector hará llegar a todos los socios, junto con la convocatoria de La asamblea, el redactado vigente y el nuevo redactado de los artículos, la modificación de los cuales se someto a la votación de La asamblea.

68.3 El Consejo Rector expondrá en una memoria, que facilitará a todos los socios junto con la convocatoria de La asamblea, la necesidad económica y social de tomar los acuerdos de fusión, escisión o transformación, las características de la misma y la situación resultante para la Cooperativa y los socios, en relación con sus derechos y obligaciones ante la misma.

Art. 69.- Disolución y liquidación

69.1 Son causas de disolución de la Cooperativa:

a) La consecución del objeto social, o la imposibilidad de realizarlo. Se entenderá que hay imposibilidad de realizar el objeto social de la Cooperativa si se produce la paralización o la inactividad, durante dos años consecutivos, de los órganos sociales o la interrupción, sin causa justificada, de La actividad Cooperativa.

b) La voluntad de los socios, manifestada mediante un acuerdo de La Asamblea General adoptado por el voto favorable de dos tercios de los asistentes.

c) La reducción del número de socios por debajo del mínimo legalmente necesario para constituir la Cooperativa, si se mantiene durante más de un año.

d) La reducción de la cifra del capital social por debajo del mínimo establecido legalmente o estatutariamente, si se mantiene durante más de seis meses.

e) La fusión, la escisión o la transformación de la Cooperativa.

f) El concurso o la quiebra, segundos corresponda, de la Cooperativa, siempre que lo acuerde La Asamblea General, como consecuencia de la resolución judicial que la declare.

g) Cualquier otra causa legal o estatutaria.

69.2 La sociedad Cooperativa disuelta conserva la personalidad jurídica mientras se  hace la liquidación. Durante este periodo se debe añadir a la denominación social La expresión "en liquidación".

69.3  El acuerdos de disolución de una Cooperativa, o la resolución judicial, en su caso, además de  inscribirse en el Registro de Cooperativas, se debe publicar en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña y en dos diarios de gran difusión en Cataluña.  El acuerdo publicado hade incluir el nombramiento del liquidador o liquidadora o los liquidadores de la sociedad.

Art. 70.- Nombramiento de los liquidadores

70.1 Con el adopción del acuerdo de disolución de una Cooperativa se ha de abrir el periodo de liquidación, y el Consejo Rector, la intervención de cuentas y la gerencia, si lo hay, cesan en las funciones respectivas.

70.2 LA asamblea que acuerde la disolución nombrará un o tres liquidadores, preferentemente entre los socios. En caso de que se nombren tres la asamblea decidirá si serán solidarios o mancomunados. Si ningún socio quisiera aceptar el cargo, los debe nombrar entre personas físicas o jurídicas que no sean socias.

70.3 En el supuesto de que La asamblea no nombre liquidadores, de acuerdo con el que establece  el apartado 2 anterior del presente artículo, los miembros del Consejo Rector adquieren automáticamente esta condición.

70.4 Si se produce alguna de las causas de disolución y la Asamblea General no acuerda la disolución de la Cooperativa, los miembros del Consejo Rector, cualquier socio o socia o cualquier otra persona, que tenga la consideración de interesada, podan solicitar la disolución judicial y el nombramiento de los liquidadores, cargo que puede recaer en personas que no sean socias.

70.5 En el periodo de liquidación deben ser observadas las disposiciones legales y estatutarias aplicables al régimen de las asambleas generales, a las cuales los liquidadores nombrados deben dar cuenta de la liquidación y el balance correspondientes, para que los aprueben, en su caso. Los liquidadores, en el ejercicio de sus funciones, están sometidos al mismo régimen de responsabilidad que la Ley establece para los miembros del Consejo Rector.

Art. 71.- Atribuciones de los liquidadores

71.1 Son competencias de los liquidadores:

a) Suscribir, junto con el Consejo Rector,  el inventario y el balance de la Cooperativa en el momento de iniciar sus funciones, referidos al día en qué se inicia la liquidación.

b) Traer y custodiar los libros y la correspondencia de la sociedad y velar por la integridad del patrimonio de esta.

c) Llevar a término las operaciones comerciales pendientes y todas las que sean necesarias para la liquidación de la Cooperativa.

d) Alienar los bienes sociales.

e) Reclamar y percibir los créditos y los dividendos pasivos al inicio de la liquidación.

f) Concertar las transacciones y los compromisos que convengan a los intereses de la liquidación.

g) Pagar los acreedores y las deudas con los socios de servicios, de trabajo y colaboradores, si lo hay, de acuerdo con el que establece la Ley.

h) Representar la Cooperativa para el cumplimiento de los fines qué se refiere este artículo.

71.2 En todo caso, los liquidadores deben respetar las competencias indelegables de la Asamblea General y, con respecto a su gestión, están sometidos al control y la fiscalización de la Asamblea.

Art. 72.- Adjudicación del haber social

Para adjudicar  el haber social se respetará íntegramente lo fondo de educación y promoción cooperativas y se procederá según el orden siguiente:

a) Saldar las deudas sociales.

b) Reintegrar a los socios sus aportaciones al capital social, actualizadas cuando proceda.

c) Aplicar o distribuir el fondo de reserva voluntario de carácter repartible, si lo hay, de acuerdo con los criterios aprobados por el asamblea.

d) Aplicar el sobrante, si lo hay, al fondo de educación y promoción cooperativas, porque sea transferido a  la entidad federativa a la cual la Cooperativa esté asociada. Si no lo está, la Asamblea General debe decidir a qué entidades federativas de cooperativas, de entre las que hay en Cataluña, se debe destinar  el importe de este fondo, siempre a fin de que sea utilizado con las finalidades mencionadas. Si la Asamblea General no lo hace, el fondo se destinará a la Confederación de Cooperativas de Cataluña.

Mientras no se reembolsen las aportaciones previstas en el artículo 49.2 los titulares que hayan causado baja y solicitado el reembolso han de participar en la adjudicación del haber social una vez satisfecho el importe del fondo de educación y promoción y antes del reintegro de las restantes aportaciones a los socios.

Art. 73.- Operaciones finales

73.1 Una vez acabada la liquidación, los liquidadores harán el balance final y lo someterán a  la aprobación de la Asamblea General.

73.2 Una vez aprobado el balance final, los liquidadores harán efectiva  la adjudicación del haber social, y solicitarán, en el plazo de quince días, la cancelación de los asentamientos referentes a la sociedad liquidada, al Registro de Cooperativas, depositando los libros y los documentos relativos al tráfico de la Cooperativa.

73.3 La liquidación se hará en el plazo máximo de tres años, salvo que alguna causa de fuerza mayor justificada lo impida. Transcurrido este plazo sin que el balance final se haya sometido a  la aprobación de la Asamblea General, cualquier socio o socia podrá solicitar del juez o jueza de primera instancia del domicilio social de la Cooperativa en liquidación, la separación del cargo de los liquidadores de la Cooperativa y presentar una propuesta de nuevos nombramientos, que pueden recaer en personas que no sean socias.

CAPÍTULO VIII CRITERIOS PARA DETERMINAR EL COMPROMISO DE PARTICIPACIÓN INTERCOOPERATIVA Y DE FOMENTO DE LA FORMACIÓN

Art. 74.- Participación intercooperativa y de fomento de la formación

La Cooperativa establecerá vínculos de colaboración en materia de participación intercooperativa y de fomento de la formación con la Federación de Cooperativas en la que la Cooperativa esté integrada y con otros cooperativas, entidades o federaciones afines, con los objetivos de favorecer las finalidades de los socios, consolidar y desarrollar la colaboración entre cooperativas y aplicar lo Fondo de Educación y Promoción cooperativa en beneficio del en torno social de la Cooperativa.

CAPÍTULO IX LEY APLICABLE Y RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS

Art. 75.- Ley aplicable

La Cooperativa se regirá por los presentes estatutos, y en todo aquello que estos no prevén, por la Ley del Parlamento de Cataluña 18/2002 de 5 de julio, de Cooperativas y demás normativa especialmente aplicable. Todas las menciones de la Ley a los presentes estatutos, se entienden hechas a la citada Ley de Cooperativas de Cataluña.

Art. 76.- Mediación y arbitraje del Consejo Superior de la Cooperación

76.1 Los conflictos entre la Cooperativa y sus socios y entre la Cooperativa y la Federación a la que pertenece, derivados de la aplicación o interpretación de cualquier norma legal, pacto de cualquier naturaleza, de los presentes estatutos, de los acuerdos adoptados por los órganos sociales y resto de normas sociales, serán resueltos mediante conciliación, mediación o arbitraje. La aceptación de la condición de socio o socia implica la aceptación de la resolución de conflictos mediante la conciliación, la mediación o el arbitraje.

76.2 En cualquier caso, la conciliación ante el Consejo Superior de la Cooperación será requisito previo al procedimiento judicial. La solución conciliada del conflicto será de obligado cumplimiento de las partes. El procedimiento será el previsto en el Reglamento de conciliación del Consejo Superior de la Cooperación.

76.3 Se exceptúan de la presente sumisión todas las cuestiones que no sean de libre disposición.

 

DISPOSICIÓN TRANSITORIA.- La facultad del Consejo Rector  de rechazar incondicionalmente las  aportaciones obligatorias de los socios de servicios, de los socios colaboradores y de los socios de trabajo prevista en el artículo 49.2 letra a) entrará en vigor el día 1 de enero de 2015. Los socios y socias  disconformes con la transformación obligatoria de las aportaciones al capital mínimo podrán solicitar al Consejo Rector, antes del 31  de diciembre de 2014, la baja como socio o socia por esta causa, que será calificada de voluntaria.

Para descargarte os estatutos de Coop57 feixe clic aquí